Última hora

Última hora

¿Es el Mediterráneo la ruta más mortífera del mundo?

Este nuevo naufragio en el Mediterráneo se configura como el más trágico de las últimas décadas. Otro accidente, en 2013, llevó a Italia a poner en

Leyendo ahora:

¿Es el Mediterráneo la ruta más mortífera del mundo?

Tamaño de texto Aa Aa

Este nuevo naufragio en el Mediterráneo se configura como el más trágico de las últimas décadas. Otro accidente, en 2013, llevó a Italia a poner en marcha la operación Mare Nostrum. Operación que un año más tarde era anulada por falta de medios.

Aquel 3 de octubre de 2013 una embarcación con 500 inmigrantes naufragó cerca de Lampedusa. Algunos lograron ser rescatados pero 366 murieron. Entre ellos mujeres y muchos niños

Este tipo de tragedias son cada vez más frecuentes. 2014 fue un mal año. El alto comisionado para los refugiados declaró el mediterráneo como “la ruta más mortífera del mundo”. En septiembre 200 inmigrantes naufragaban al este de Libia. Solo 36 fueron salvados.

Pero, si nada lo evita, 2015 podría batir todos los récords. Los dramas se encadenan, pero siempre el mismo escenario. Cientos de personas suben a bordo de barcos neumáticos, muy pequeños, frágiles y en mal estado. Tarde o temprano, terminan volcando.

En este gráfico vemos la evolución en los últimos años. Las guerras en Siria y Libia han hecho que centenenares de personas desesperadas huyan en estas embarcaciones improvisadas. 3500 murieron en el mar en 2014 . En lo que llevamos de 2015 al menos lo han hecho ya 900.

Italia decidió poner fin el pasado 31 de octubre al programa Mare Nostrum que fue remplazado por el dispositivo europeo Tritón, con mucho menos presupuesto y más centrado en la defensa de las fronteras. Tras lo ocurrido estos días Naciones Unidas ha solicitado ya a Bruselas que remplace Tritón por una operación más robusta encaminada al rescate en el Mediterráneo

Todo ello mientras las autoridades italianas dicen estar desbordadas ante la situación. Más de 11000 inmigrantes han llegado en los últimos días al sur del país lo que ha provocado que centros de acogida como el de Lampedusa, con apenas 381 plazas, se encuentren totalmente saturados.

Nos acompaña en nuestro estudio en Bruselas Aspasia Papadopulou, del Consejo Europeo para Refugiados y Exiliados.

Efi Kustokosta, euronews:
Casi un año y medio después de los trágicos acontecimeintos de Lampedusa, volvemos al principio. La Unión Europea no puede hacer frente de manera eficiente a las tragedias del Mediterráneo. ¿Qué ha salido mal?

Aspasia Papadopulou, del Consejo Europeo para Refugiados y Exiliados:
“La Unión Europea no se ha tomado esos casos en serio. Tenemos la impresión de que los países europeos no se preocupan realmente por salvar personas en el Mediterráneo. Solamente cuando hay muertes cerca de las fronteras suenan las alarmas. Todo lo que se ha hecho después de un año y medio ha sido reforzar la vigilancia y los controles de las fronteras. No se ha hecho nada para que estos inmigrantes entren de forma legal. Las personas que emigran son de Siria o Eritrea que huyen de sus países para sobrevivir. Huyen de los conflictos, de las dictaduras. Lo van a hacer de cualquier forma. Si atacamos acabar con los traficantes, estamos atacando los síntomas. Para acabar con los contrabandistas es necesario crear oportunidades para que la gente pueda venir legalmente”.

euronews:
Hemos escuchado a Mogherini, la jefa de la diplomacia europea, hablar claramente de compartir esta carga, de compartir responsabilidades. ¿El reglamento de Dublín II podría volverse a ponerse sobre la mesa?. Porque ahora Italia, por ejemplo, no puede enviar solicitantes de asilo a otros Estados miembros.

Papadopulou:
“Las reglas de Dublín están en vigor desde hace varios años, han sido revisadas y al mismo tiempo hay una serie de problemas con este sistema. La situación de los Estados miembros de la periferia demuestra que no funciona. Porque los inmigrantes se vuelven más vulnerables y la situación cada vez es más pesada para los países de la periferia. Es necesario crear un nuevo sistema que permita repartir equitativamente esta responsabilidad, también las preferencias y los lazos familiarse de los refugiados. Por lo tanto no se trata simplemente de distribuir inmigrantes sino que hay que tener en cuenta también la situación de sus familiares o el lugar en donde pueden tener un futuro viable”.

euronews:
¿Qué estrategia urgente y eficaz tiene que adoptar la Unión Europea en este momento, cuando todas las organizaciones internacionales dicen que durante los próximos meses empeorará el problema?

Papadopulou:
“Creo que lo que ha pasado este fin de semana va a seguir ocurriendo cada vez más. Ha vuelto el buen tiempo. De aquí al verano vamos a ver muchos casos y situaciones dramáticas. Es muy urgente la creación de un mecanismo de búsqueda y rescate. Y esto no es algo complicado de hacer siempre que haya voluntad política, recursos por parte de los Estados miembros y el apoyo de Frontex. Esto podría ser una realidad muy pronto y se podría poner en marcha en el Mediterráneo para ayudar a estas personas que llegan. Al mismo tiempo hay ciertas medidas que ya existen, como por ejemplo los reasentamientos, las visas humanitarias. Se pueden usar para que los más vulnerables tengan la posibilidad de llegar legamente y sin recurrir a traficantes. Una familia siria en Beirut o una familia de Eritrea en Túnez tienen ahora mismo muy pocas opciones para llegar aquí legamente. Y por eso esas herramientas que tenemos, debemos usarlas”.