Última hora

Última hora

EEUU: la policía acusa a un manifestante negro, que resultó herido grave, de haber disparado primero

Crece la tensión racial en Estado Unidos después de que la policía haya difundido un vídeo para acusar a Tyrone Harris, que se encuentra ingresado en

Leyendo ahora:

EEUU: la policía acusa a un manifestante negro, que resultó herido grave, de haber disparado primero

Tamaño de texto Aa Aa

Crece la tensión racial en Estado Unidos después de que la policía haya difundido un vídeo para acusar a Tyrone Harris, que se encuentra ingresado en estado grave, de haber provocado a los agentes. Harris era amigo de Michel Brown, el joven negro cuyo primer aniversario de su muerte se está rememorando estos días en Ferguson.

Desde Texas, donde el pasado viernes murió otro adolescente negro desarmado, Will Johson, el jefe de la policía, afirma: “Tengo serios reparos sobre el uso racional de fuerza mortal en este incidente. Estas preocupaciones se enfocarán mejor en el proceso criminal de la investigación. El Gran Jurado decidirá si el uso de la fuerza es este caso puede elevarse al nivel de acusación criminal”.

La prueba aportada por la policía es un vídeo de vigilancia sin sonido de un establecimiento, en el que aparece un chico con camiseta blanca, al que identifican como Harris, que se encara a los agentes mientras la gente se esconde detrás de los coches. La familia de Harris niega que fuera armado a la manifestación.

“Quiero más pruebas, y más hechos, y quiero ver más. Todo lo que he visto son disparos. Él iba corriendo con nosotros. Y fue después de que se produjeran los disparos cuando sacó su arma. Por lo que, unos pueden decir que sacó su arma y estaba disparando a la policía, Y la otra parte puede decir que sacó su arma para protegerse de los disparos que había entonces, por todas partes”, asegura Dominique Morgan mientras participaba en una nueva manifestación contra la policía tras la difusión del vídeo.

En Ferguson se mantiene el estado de emergencia decretado el lunes pasado tras la detención de 144 personas. Lo que ya puede constatarse son los escasos avances en la lucha de los activistas de “Black lives matter” (“Las vidas de los negros importan”), una iniciativa que nació hace un año con el objetivo de obtener explicaciones oficiales sobre cada incidente racial que se produzca en Estado Unidos.