Última hora

Última hora

"Fidelio", pasión, vehemencia y fervor en el Festival de Salzburgo

Leyendo ahora:

"Fidelio", pasión, vehemencia y fervor en el Festival de Salzburgo

Tamaño de texto Aa Aa

Es una de las citas más esperadas del Festival de Salzburgo de este año: una nueva producción de la ópera de Beethoven, “Fidelio”, con un casting de

Es una de las citas más esperadas del Festival de Salzburgo de este año: una nueva producción de la ópera de Beethoven, “Fidelio”, con un casting de excepción.

El solicitado tenor alemán, Jonas Kaufmann, encarna al trágico héroe de Beethoven, el prisionero político Florestán.

La Orquesta Filarmónica de Viena nos deleita bajo la batura del maestro Franz Welser-Möst.

Este canto por la libertad y la humanidad de Beethoven es su primera y única ópera.

Jonas Kaufmann, tenor:
“La orquestación es, simplemente, brillante. Es como si Beethoven te estuviera dirigiendo, paso a paso, hacia la prisión, por espacios cada vez más oscuros y húmedos que te aterran hasta llegar a ese torreón escalofriante que es la celda de Florestán.”

“Fidelio” se inspira de una historia verdadera ocurrida durante la Revolución Francesa: la heroica Leonora se enfrenta a todo para rescatar a su marido. Un papel que encarna, a la perfección, la soprano canadiense, Adrianne Pieczonka:

“La ópera ofrece papeles a las mujeres de tipo, ya sabe, en los que hay que desmayarse y, por supuesto, morir. La mayor parte de las veces, morimos, por eso este papel es tan interesante, es diferente, valiente y con mucha fuerza.”

Esta producción presenta una visión diferente del libreto original, no hay final feliz.

Jonas Kaufmann, tenor:
“Siempre me resultó difícil la parte vocálica del personaje de Florestán porque es realmente complicada pero, aquí, parece más llevadera.”

Jonas Kaufmann, tenor:
“En esta producción, con el director Claus Guth, decidimos que Florestán pareciera un hombre destrozado, torturado por ese confinamiento que, tras tres años, le ha dejado secuelas. Él no reconoce a Leonora, a su mujer, y no es capaz de liberarse de esas cadenas que, simbolicamente, le siguen atando.”

Adrianne Pieczonka, soprano:
“Beethoven escribió para esas voces de tenor y soprano de manera más instrumental, te hacen pensar en una trompeta o en un violín y, en muchas ocasiones, la voz no es tan perfecta como esperaríamos que lo fuese. Creo que Verdi, Strauss o Wagner escribieron de manera más natural, con Beethoven hay más aristas, lo que hace la interpretación vocal más difícil.”

Jonas Kaufmann, tenor:
“Beethoven fue un visionario en muchos aspectos, también, en lo referente a su visión de la libertad, la paz, todo eso que no hemos sabido alcanzar años, muchos años después. En su época se trataba solo de una ilusión pero, incluso entonces, supo mostrar esa visión a través de su música con pasión, vehemencia y fervor, una y otra vez.”