Última hora

Última hora

Fifagate, continúan las extradiciones

Los cimientos de la FIFA continúan tambaleándose a medida que muchos de sus dirigentes van haciendo frente a la justicia estadounidense por diversas

Leyendo ahora:

Fifagate, continúan las extradiciones

Tamaño de texto Aa Aa

Los cimientos de la FIFA continúan tambaleándose a medida que muchos de sus dirigentes van haciendo frente a la justicia estadounidense por diversas acusaciones de corrupción.

Juan Ángel Napout, expresidente de la Conmebol, era extraditado este martes a Estados Unidos donde tendrá que lidiar con varios cargos por conspiración, blanqueo de dinero y fraude.

También llegará a Estados Unidos en los próximo días Eduardo Li, expresidente de la Federación Costarricense de Fútbol y acusado de haber recibido sobornos a cambio de derechos de retransmisión de partidos. Li fue uno de los primeros ocho dirigentes de la FIFA acusados por presunta corrupción.

Rafael Leonardo Callejas, expresidente de Honduras y de la Federación de Fútbol de su país, se encuentra por su parte detenido y sin opción de fianza en una cárcel de Brooklyn por motivos muy similiares a los de Li. Callejas fue detenido este lunes tras aterrizar en Miami.

“Callejas viajó sólo, y no va acompañado de ninguna autoridad”, relató su abogado a los medios. “Tampoco va esposado ni inmobilizado de manos o pies. Va a la corte estadounidense de manera voluntaria”.

Desde Brasil, decenas de exjugadores, entre los que se encontraban Pelé o Zico, pedían por su parte y a través de un manifiesto la dimisión del actual mandatario de la Confederación, Marco Polo del Nero, envuelto también en el escándalo del Fifagate.

“Todos nosotros, los aquí presentes, y la sociedad que representamos, exigimos la renuncia de Marco Polo Del Nero y de su directiva”, leía el excapitán de la canarinha Raí, “así como la convocatoria de unas elecciones libres y democráticas para la dirección de la Confederación Brasileña de Fútbol. Unas elecciones sin las actuales barreras de unos estatutos que impiden la existencia de posiciones independientes al sistema vigente”.

Desde el pasado mes de mayo, cuando la policía suiza arrestaba en Zurich a siete dirigentes acusados de corrupción, el máximo organismo del fútbol mundial vive su momento más delicado. El Fifagate ha salpicado incluso a Joseph Blatter y Michel Platini, ambos suspendidos de sus cargos, y ha llevado a la convocatoria de una elecciones a la presidencia que tendrán lugar el próximo 26 de febrero.