Última hora

Última hora

Obama pide a los estadounidenses que se enfrenten al lobby de las armas que tiene como "rehén" al Congreso

Obama defiende la urgencia del control de armas. Rodeado de familiares de víctimas de diferentes tiroteos, el presidente de Estados Unidos ha pedido

Leyendo ahora:

Obama pide a los estadounidenses que se enfrenten al lobby de las armas que tiene como "rehén" al Congreso

Tamaño de texto Aa Aa

Obama defiende la urgencia del control de armas. Rodeado de familiares de víctimas de diferentes tiroteos, el presidente de Estados Unidos ha pedido a la nación que se alze contra el lobby de las armas de fuego que tiene como “rehén”, ha dicho, al Congreso. La emoción era patente al recordar a algunas víctimas de la violencia con armas de fuego.

Punto de vista

Nada se consigue de la noche a la mañana

Obama ha explicado cómo, en los últimos años, la mayoría republicana ha frenado cualquier iniciativa legislativa que permita una mejora del sistema de verificación de antecedentes penales para que las armas no lleguen a los criminales.

“Nada se consigue de la noche a la mañana. El voto de la mujer no se obtuvo en un día. La liberación de los afroamericanos tampoco. Los derechos de los homosexuales está llevando décadas. El hecho de que sea un combate duro no nos debe servir de excusa para no intentarlo”, ha dicho Obama.

Entre las medidas expuestas que su poder como presidente, ha dicho, le permite poner en práctica se encuentra el refuerzo del número de agentes que trabajarán en el Buró de Armas y Explosivos para acelerar el proceso de verificación.

El poder del Congreso para frenar el decreto de Obama

Aún no sabemos como Obama piensa esquivar la capacidad de bloqueo del legislativo.

El Congreso tendrá que aprobar la petición de nuevos fondos en el presupuesto del año fiscal 2017, para la contratación de 200 nuevos agentes e investigadores del Buró de Alcohol, Tabaco, Armas de Fuego y Explosivos

Asimismo, Obama quiere que el FBI se dote de unos 230 examinadores y personal suplementario que acelere el sistema de revisión de antecedentes criminales.

Este aspecto es fundamental puesto que la ley actual no permite determinar si una persona es apta para poseer un arma si la revisión tarda más de tres días.

Los antecedentes psiquiátricos es harina de otro costal puesto que para poder acceder a estas informaciones Obama necesita que el Congreso apruebe una partida de 500 millones con los que invertir en sistemas que le permitan la recolección de datos de los servicios de salud mental.

En Estados Unidos mueren 30 000 personas cada año en incidentes con armas de fuego

El presidente estadounidense ha señalado en anteriores declaraciones que su plan se apoya en su autoridad legal como presidente y que es “totalmente coherente” con la Segunda Enmienda de la Constitución estadounidense, que recoge el derecho a portar armas.

El líder republicano Paul Ryan, que preside la Cámara de Representantes del Congreso, ha acusado a Obama de querer restringir el derecho “fundamental” a portar armas que tienen los estadounidenses.

Al igual que Ryan, la mayoría de los aspirantes a la nominación presidencial republicana para las elecciones del próximo noviembre han secundado al líder de la mayoría en su oposición a las medidas ejecutivas del presidente.