Última hora

Bagdad entra a Faluya, bastión del EI

El Ejército iraquí, apoyado por milicias chiíes, aprieta a los yihadistas en Faluya; mientras los Peshmerga kurdos mantienen la ofensiva al Este de Mosul

Leyendo ahora:

Bagdad entra a Faluya, bastión del EI

Tamaño de texto Aa Aa

allviews Created with Sketch. Punto de vista

"Cuando el EI cerró las salidas de Faluya alguna gente se suicidó, otros se inmolaron y algunos hasta ahogaron a sus hijos"

Alahin Ex-residente de Faluya
  • Un combinado de fuerzas compuesto por tropas regulares iraquíes y milicias chiíes trata de reconquistar Faluya
  • Los Peshmerga kurdos mantienen abierta la ofensiva contra el EI al Este de Mosul, la mayor ciudad controlada por los yihadistas en Irak y Siria
  • Una fuerza kurdo-árabe financiada por EEUU avanza discretamente hacia la Al Raqa, la capital del autodenominado Califato
  • El Ejército iraquí, apoyado por la aviación estadounidense y en tierra por milicias chiíes, estrecha el cerco a los yihadistas del llamado Estado Islámico en una semana de ofensiva en Faluya. Informaciones aún no confirmadas al cien por cien aseguran que las tropas gubernamentales han podido hacerse con el control de algunos barrios periféricos. El avance es difícil, no sólo por la resistencia del EI, sino por la presencia de 50.000 civiles en la ciudad.

    Civiles como esta mujer, que ya a salvo en un campo de refugiados, cuenta su historia:

    “ Mi familia está sufriendo desde hace dos años y medio, cuando el Estado Islámico cerró las salidas de la ciudad. Comenzaron los problemas mentales y hasta algunos suicidios. Algunas personas se inmolaron y otras ahogaron a sus hijos”

    El grupo de estudios estadounidense, Institute for the Study of War, dispone de actualizaciones sobre los partes militares en las operaciones de Faluya que pueden consultarse aquí

    Más al norte, en las afueras de Mosul, son los Peshmerga kurdos los que ponen en aprietos al EI. En la ofensiva lanzada hace más de un mes, los combatientes del Kurdistán arrebataron el domingo tres aldeas a los yihadistas en el Este de Mosul.

    Entretanto, otro combinado de fuerzas kurdo-árabes en Siria financiado por Estados Unidos, avanza hacia la capital del autodenominado Califato, Al Raqa.