Última hora

Leyendo ahora:

Controvertida subasta de licencias de TV privada en Grecia

internacionales

Controvertida subasta de licencias de TV privada en Grecia

Publicidad

Concluye en Grecia la primera y controvertida subasta de licencias para la televisión privada.

Tras tres días de reunión rodeada de hermetismo y duración, se han adjudicado cuatro licencias de transmisión al mejor postor, una fórmula elegida por el Gobierno de Alexis Tsipras como la más ecuánime, que la oposición critica por centrarse solo en factores económicos. En sus 27 años de existencia, los canales privados funcionaban hasta ahora con licencias provisionales y no pagaban derechos de emisión. Con esta operación, el Estado ha recaudado un total de 246 millones de euros

Nikos Pappas, ministro de Estado encargado de medios de comunicación:
“Estamos profundamente satisfechos por el resultado de la subasta, sobre todo porque hemos logrado enviar un mensaje tanto dentro como fuera del país- y eso es algo que Grecia necesita, sobre todo después de la crisis económica: Grecia es una país que se está recuperando.”

Los ganadores son Ant1, Alter Ego, el canal que abrirá el magnate de la construcción Jrístos Kalogritas y la cadena Skai, que abonará 34,6 millones de euros. Antes de que comenzase la puja su representante criticó el proceso.

Kostas Kimpouropoulos, representante de Skai TV:
“No hemos venido a comprar: hemos venido a negociar, a pagar el rescate para liberar a los rehenes y seguir intentando luchar por medios de comunicación independientes que han escrito su propia historia y seguirán haciéndolo.”

Mega, el canal más antiguo de Grecia y uno de los que tienen más audiencia se ha quedado fuera por problemas financieros.

Manolis Kapsis, director del canal Mega:
“La llamada lucha gubernamental contra los magnates de los medios de comunicación es una coartada del Gobierno populista del señor Tsipras que ha demostrado ser incapaz de cumplir sus promesas económicas “

También ha quedado excluido por el momento Dimera, el canal del magnate rusogriego Ivan Savvidis.

Los cambios en el sector audiovisual griego tienen en vilo a los trabajadores: la nueva legislación obliga a las cadenas a tener una plantilla mínima de 400 personas a tiempo completo y con contratos regulares. Con 2.500 personas trabajando en las distintas cadenas, casi mil temen por sus puestos de trabajo.

Akis Tatsis, euronews:
“El proceso no ha terminado. En los próximos cinco días, el Gobierno analizará los números que presentan los ganadores, que en un plazo de 15 días tendrán que pagar el primero de los tres vencimientos de la cantidad total. Entre tanto, los tribunales griegos tienen que pronunciarse sobre los recursos interpuestos por algunas empresas participantes. En 90 días el canal que no tenga licencia, tendrá que dejar de emitir.”

En euronews estamos orgullosos de contar con periodistas en todo el mundo listos para presentarles los puntos de vista locales sobre las noticias internacionales. Lea más sobre este tema en la lengua en la que ha sido escrito.

siguiente artículo