Última hora

Leyendo ahora:

La armada israelí impide a 13 mujeres romper el bloqueo en Gaza


internacionales

La armada israelí impide a 13 mujeres romper el bloqueo en Gaza

Israel ha interceptado un velero con 13 mujeres de los cinco continentes que intentaban romper el bloqueo en la Franja de Gaza. Un bloqueo por tierra, mar y aire que ya dura diez años.

Entre las activistas, que habían partido a bordo del Zeituna-Oliva de Barcelona, con destino Gaza, se encontraban la premio Nobel de la Paz Mairead Maguire o la fotógrafa española Sandra Barrilaro, coautora del libro ‘Contra el olvido. Una memoria fotográfica de Palestina antes de la Nakba, 1889-1948’.

Centenares de palestinos esperaban ansiosos la llegada del barco. Y han sufrido una decepción más al fracasar esta nueva iniciativa de la Flotilla de la Libertad.

“Es un puro acto de piratería el llevado a cabo por la marina israelí en aguas internacionales contra un barco en misión humanitaria. Lo ocurrido es un acto de terrorismo y piratería que va contra todas las normas del derecho internacional. Esto equivale a un crimen de guerra perpetrado por Israel contra 13 activistas internacionales. No sabemos nada de ellas, porque el contacto está interrumpido”, decía un gazatí.

Unas horas antes, la artillería israelí abría fuego contra varias posiciones del movimiento islamista Hamás en diferentes puntos de Gaza. Era su respuesta al disparo desde la Franja de un proyectil de mortero que impactó en la ciudad israelí de Sderot. Al menos tres palestinos resultaron heridos. No hubo heridos en el lado israelí, aunque dos personas tuvieron que ser atendidas por ataques de pánico. Ningún grupo armado palestino en la Franja de Gaza ha reivindicado el lanzamiento del proyectil a Israel.

En euronews estamos orgullosos de contar con periodistas en todo el mundo listos para presentarles los puntos de vista locales sobre las noticias internacionales. Lea más sobre este tema en la lengua en la que ha sido escrito.

siguiente artículo

internacionales

La guerra del Yemen provoca una crisis humanitaria: el 80% de la población necesita ayuda