Última hora

Leyendo ahora:

El Grand Slam de Tokio pone el punto final a la temporada de judo.


Deportes

El Grand Slam de Tokio pone el punto final a la temporada de judo.

Empezamos el repaso a la última jornada del Grand Slam de Tokio y última parada del circuito de judo del año escuchando el himno de Serbia. Y es que Aleksandar Kukolj se llevó el triunfo en la categoría de menos de 90 kilos tras imponerse en la final al francés Axel Clerget. El serbio, campeón del Grand Slam de Abu Dhabi, consiguió su segunda victoria consecutiva ante el mismo rival. Lo hizo por un ippon a falta de 49 segundos para el final. Ahora toca pensar en la próxima temporada. Kukolj luchará por el título, mientras que para Clerget, que claramente estuvo a un mejor nivel que su compañero de equipo Alexandre Iddir, será su primera oportunidad de ganar su primer oro en un Grand Slam.

“He logrado dos medallas de oro en poco más de un mes. Cuando gané el Grand Slam de Abu Dhabi llegaba como cabeza de serie, sin embargo, esperaba tener algunos enfrentamientos duros, sobre todo en la final. Ahora también llegaba en la misma posición a Tokio, pero nunca se sabe. Tuve cuatro rivales japoneses, ya había peleado con judokas japoneses anteriormente y nunca había logrado ganarles. Hoy me impuse a dos nipones, así que fue duro pero también un gran día.”

En la categoría de menos de 100 kilos el ruso Kirille Denisov se colgó la medalla de oro tras batir al francés Cyrille Maret. El campeón del Gran Premio de Qingdao repitió en el primer puesto del podio. El ruso es uno de los judokas más consolidados de la categoría, pero enfrente tenía a todo un medallista de bronce en los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro y tres veces ganador de un Grand Slam.

Nos centramos ahora en la categoría femenina, donde la ganadora de la Copa Kodokan, la japonesa Asahina Sarah de 20 años, derrotó a la campeona del mundo cadete de 16 años, su compatriota Sone Akira en la final de más de 78 kilos. Sarah obtiene así su primera medalla de oro en este Grand Slam. En años anteriores sí se había colgado el bronce y la plata en Japón.

Ahora vamos con la sorpresa del día. El ruso Alexander Mikhaylin ha vuelto a la acción. Se trata de una leyenda viva del judo: tres veces campeón del mundo y medallista de plata en los Juegos Olímpicos de Londres. Perdió la final contra Teddy Riner y se retiró. Cuatro años después, volvió a la cuna del judo, Japón, en la última jornada del Grand Slam de Tokio. Se enfrentó al japonés Kageura Kokoro. Hay que tener en cuenta que el ruso tiene 37 años y Kageura 21. Son dos escuelas diferentes, dos décadas diferentes, dos estilos diferentes. Kageura se llevó la victoria, pero la derrota de Mikhaylin tuvo un sabor agridulce por el regreso de la leyenda.

“2016 se acaba. Y si nos fijamos en los datos obtenidos durante la temporada, el resultado es interesante. En los Juegos Olímpicos de Río triunfó Japón. Pero la que manda en el circuito por número de medallas es Rusia. Francia completa el triunvirato que domina el mundo del judo. Nosotros les damos cita en 2017 para una nueva temporada de judo cuyo colofón será el campeonato del mundo de Budapest en agosto. Hasta entonces les dejamos con una selección de los mejores ippones del año. Hajime.”

En euronews estamos orgullosos de contar con periodistas en todo el mundo listos para presentarles los puntos de vista locales sobre las noticias internacionales. Lea más sobre este tema en la lengua en la que ha sido escrito.

Traducción automática

Deportes

La eslovena Ilka Stuhec gana su segunda prueba de la Copa del Mundo de esquí alpino