Última hora

Leyendo ahora:

El centro izquierda favorito en las presidenciales surcoreanas


internacionales

El centro izquierda favorito en las presidenciales surcoreanas

Es la primera vez que Corea del Sur adelanta elecciones para elegir presidente después de que, también por primera vez en democracia, el Constitucional ratificara la destitución de la anterior presidenta por corrupta. Las votaciones se realizaron el jueves, este viernes y continúan el martes.

Actualmente en la cárcel, la ex jefa del Estado Park Geun-hye, de 65 años fue procesada el mes pasado por 18 acusaciones diferentes entre ellas revelación de secretos de Estado, aropiación de fondos públcios y abuso de poder. Un escándalo de corrupción llamado de la Rasputina, que hizo salir a la calle a centenares de miles de manifestantes que exigieron su dimisión.

El Tribunal Constitucional dió vía libre en una sola resolución a caída de inmunidad presidencial, procesamiento y detención.

Trece candidatos levantan la bandera contra la corrupción y el paro

Los últimos sondeos dan como favorito al liberal Moon Jae-in con un 42 % en intención de voto. Candidato del Partido Demócrata, de centro izquierda, propone una nueva política de diálogo con la dictadura norcoreana.

El centrista Ahn Cheol-soo es el segundo en liza. Estos últimos días se ha presentado como el “Macron surocreano”. Yambien es favorable al diálogo con el régimen de Pyongyan.

El conservador Hong Joon-pyo, es la derecha dura del Partido Libertad Coreana. Se le compara a Trump por modos, formas, sexismo, homofobia y en general su discurso de exclusión y discordia contra casi todos.

La izquierda está en minoría en Corea del Sur. Está representada por Sim Sang-jung, al frente del Partido de la Justicia. Las encuestan le dan en torno a un 7%.

Por último, una derecha residual, la de Yoo Seung-min, partidario del encapsulamiento de Corea del Sur y del cierre de cualquier intento de apaciguamiento de la dictadura norcoreana.

El nuevo jefe del estado que logre llegar a la Casa Azul se enfrenta a desafíos urgentes, no solo paro y riesgos geopoliticos sino la desconfianza ciudadana ante sus políticos.

Para el profesor de ciencia política de la Universidad Myongui Shin Yul: “Sea quien sea el proximo presidente, va a tener más contrincantes que seguidores, le va a ser difícil gobernar, especialmente porque las situaciones previas que han conducido a unas elecciones anticipadas después de la trágica destitución de la presidenta”.

Por si fuera poca la degradación interna, el próximo presidente surcoreano tendrá encima las amenazas permanentes de Kim Jun Ung desde Pyongyang y unas más que mejorables relaciones con China que ve con malos ojos el escudo antimisiles estadounidense. El nuevo jefe del Estado gobernará cinco años y no podrá presentarse de nuevo.

internacionales

Jean-Claude Juncker: "El inglés está perdiendo su dominio lingüístico en Europa"