Última hora

Leyendo ahora:

China vibra con Saiyinjirigala en el Gran Prix de Judo de Hohhot.


Deportes

China vibra con Saiyinjirigala en el Gran Prix de Judo de Hohhot.

Este sábado se ha disputado la segunda jornada del Grand Prix de Judo de Hohhot en China.

Empezamos viendo el mejor ippon del día que llegó en la lucha por la medalla de bronce en la categoría femenina de menos de 63 kilos entre la austriaca Magdelena Krssakova y la rusa Ekaterina Volkova. La número 17 del mundo iba perdiendo por un waza ari, pero a solo 37 segundos del final del duelo, Krssakova ejecutó la mejor técnica de la jornada para llevarse la segunda medalla de bronce en Hohhot.

El oro en esa categoría fue para la mejor judoca del día, la japonesa Tashiro Miku. En la final su rival la número tres del mundo Katherin Unterwurzacher, no se lo puso nada facil. La austriaca empezó dominando el duelo por un waza ari. Tashiro logró empatar antes del momento decisivo de la final en el que su rival recibió una penalización por atacar la pierna de la japonesa por lo que fue descalificada al tratarse de su tercer shido. Sin duda, fue una gran gesta de Tashiro que ocupaba 21 puestos menos en el ranking que la austriaca.

El mejor judoca del día jugaba en casa. Saiyinjirigala ganó la medalla de oro en la categoría de menos de 73 kilos. En su primer combate preliminar, el chino ya mostró el gran judo que le condujo hasta la final. Primero contra el checo Jakub Jecminek, después contra el mongol Sanjmyatav Bayartuvshin y después en la semifinal consiguió un waza ari en el golden score ante el belga Dirk Van Tichelt. En la final le esperaba el que fuera ganador del Campeonato Panamericano, el canadiense Arthur Margelidon, al que el chino se impuso en el tiempo extra por un waza ari. Así, el ganador del Grand Prix de Ulán Bator logró levantar al público local y ocupó el primer escalón del podio en Hohhot. El chino Saiyinjirigala reconoció después que había pasado muchos nervios.

Saiyinjirigala: “Estuve muy nervioso hoy porque tenía la oportunidad de ganar una medalla de oro en Hohhot. Había mucha gente joven viéndome aquí, todos estaban muy interesados por el judo y descubrir cómo es realmente este deporte.”

También sonó el himno de Canadá en China para completar el que fue el mejor momento del día. Fue en la entrega de medallas de la categoría masculina de menos de 81 kilos, en la que Antoine Valois-Fortier se colgó el oro. El canadiense se impuso en la final a Alan Khubetsov por un waza ari en el golden score. Fue una gran gesta, ya que el ruso es el número 1 del mundo y vigente campeón de Europa.

Antoine Valois-Fortier: “Ha estado muy bien, sobre todo al ser antes del Campeonato del Mundo, para estar en forma. Me operaron este año y finalmente he vuelto a coger ritmo. Me he sentido muy bien hoy, sobre todo al escuchar el himno.”

Y terminamos este repaso a la jornada del Grand Prix de Hohhot con la ganadora de la medalla de oro en la categoría de menos de 70 kilos, la japonesa Naeko Maeda.