Última hora

El renacimiento de la industria agrícola en Angola

Angola forma parte de los 5 países con mayor potencial en el sector agrícola en el mundo. En los años 70, Angola era un campeón de la agricultura en África. Pero el sector, que representa hoy apenas u

Leyendo ahora:

El renacimiento de la industria agrícola en Angola

Tamaño de texto Aa Aa

Según la organización de las Naciones Unidas para la agricultura y la alimentación, Angola forma parte del top 5 de los países con más potencial agrícola en el mundo. El país posee 58 millones de hectáreas de tierras cultivables como estas, lo que equivale a la superficie de un país más grande que Francia. Pero el problema es que apenas 10% de estas tierras están siendo explotadas, sobre todo a causa de la falta de riego.

La instalación agrícola más grande del país está situada a 1.400 metros de altitud, en los altiplanos de la provincia de Kwanza del sur.: 10.000 hectáreas, con apenas un tercio explotado por el momento, pero aquí se producen ya 50 especies diferentes, con un volumen de negocios anual de 5 millones de dólares.

Los grandes terratenientes privados como éste representan cerca de 15% de los productores de Angola pero llegan a explotar cerca de la mitad de las tierras cultivables del país. .

“Angola tiene unas condiciones excelentes para la agricultura. Hay muchos microclimas, mucha tierra, mucha agua. Son las mejores condiciones del mundo para la agricultura. Nuestro gran problema hoy es la falta de mano de obra cualificada,” apunta João Macedo, administrador de Grupolider, la empresa portuguesa y angoleña que explota la instalación.

Porque para impulsar el sector de la agricultura, hay que formar al personal que trabaja en las explotaciones. Más de 800 personas trabajan aquí. Casi todos formados por este gigante del sector agroalimentario. Una parte importante de la inversión también ha ido para la irrigación, con la creación de cuatro lagos artificiales y con la instalación de estas máquinas de última generación. En total la empresa ha invertido aquí 150 millones de dólares en los últimos 6 años y medio y posee otras dos explotaciones similares en el país.

El renacimiento del café

Un producto típico de la agricultura angolesa es el café. El oro marrón como algunos lo llaman aquí es un producto difícil de obtener. Por ejemplo, este árbol ha necesitado 4 años para dar sus primeras cerezas de Arábica.

Jorge Ribeiro conoció la edad de oro del café en Angola. Hoy es el director de producción de una de las mayores empresas del sector desde hace 50 años y hoy forma parte de la renovación del sector del café angolés. Acompaña y aconseja centenares de productores locales que confían en el futuro del sector.

“El café de Angola es uno de los que posee mejores cualidades”, apunta Jorge Ribeiro. “Pero en términos de producción estamos muy lejos aún del objetivo. Llegamos a ser uno de los mayores productores mundiales en 1973 pero hoy estamos realmente muy lejos. La tendencia sin embargo apunta a apostar por la producción de café.”

Desde hace varios años, la estrategia gubernamental es clara: hay que relanzar la producción. El objetivo es hacer del café angolés un producto competitivo, condición indispensable para que recupere su lugar en el mercado internacional. Lo que necesitará probablemente nuevas inversiones y la modernización de la producción. Una producción que hoy es de casi 12.000 toneladas al año, casi 20 veces menor que la de los años 70.

“El potencial existe. No es una utopía. Hemos sido capaces de producir 200.000 toneledas al año,” señala Pedro Ribeiro, director general de Agonabeiro, una filial de Delta Cafés. “Los suelos y el clima son propicios a la producción. Queremos desarrollar este potencial de crecimiento para impulsar el negocio de la agricultura y de la industria de transformación. Y también desarrollar las exportaciones.”

Por el momento las perspectivas son buenas, dado que el volumen de negocios debería aumentar un 20% este año. Buenas perspectivas económicas que deberían también permitir que el país mantenga un crecimiento estable que beneficie a todos.