Última hora

Última hora

La nube radiactiva de rutenio 106 en Europa que vino de Rusia, explicada

Francia habría evacuado a la población en un radio de 1 o 2 kilómetros si hubiera un accidente similar. Rusia no lo investigará.

Leyendo ahora:

La nube radiactiva de rutenio 106 en Europa que vino de Rusia, explicada

Tamaño de texto Aa Aa

La primera confirmación oficial de Rusia sobre el incidente nuclear que ha propagado una nube radiactiva en Europa llegó el lunes.

¿Cómo hemos llegado hasta aquí?

Las estaciones de medición europeas comenzaron a detectar rutenio 106 en la atmósfera hacia finales de septiembre de 2017.

¿Qué es rutenio 106?

El rutenio 106 es un isótopo radiactivo que no existe naturalmente, por lo tanto, incluso en pequeñas concentraciones en la atmósfera indican un accidente de algún tipo.

Se produce cuando los átomos se dividen en un reactor nuclear y se utiliza en ciertos tratamientos médicos.

Anders Ringbom, director de investigación de la Agencia de Investigación de Defensa Sueca, dice que no se ha visto Rutenio 106 en la atmósfera desde el accidente nuclear de Chernobyl en 1986.

¿Es peligroso?
Se detectó en toda Europa: estaciones de Budapest, Bucarest, Estocolmo, Praga y Milán lo confirman, pero los expertos dicen que no a niveles que serían peligrosos para la ciudadanía.

También se encontraron rastros en el sur de Francia; en Niza, Ajaccio y Seyne-sur-Mer cerca de Toulon.

Pero, ¿Hay peligro para los ciudadanos en el área cercana al lugar del accidente?

Jean-Christophe Gariel, del Instituto Francés de Protección Radiológica y Seguridad Nuclear (IRSN), dice que si la fuente hubiera estado en Francia podría haber provocado evacuaciones en un radio de uno o dos kilómetros alrededor del lugar del accidente.

“También habríamos prohibido el consumo de productos agrícolas producidos en un radio de unos 20, 30 o 40 kilómetros alrededor de la instalación”, agrega.

Sin embargo las autoridades rusas aseguran que no investigarán el origen de la fuga al no considerarla peligrosa.

¿De dónde vino el rutenio 106?
Tanto el IRSN como la agencia de protección radiológica de Alemania dijeron que la fuente de la emisión estaba en los Urales, al Sur de Rusia.

Rosatom, la corporación de energía nuclear de Rusia, contradijo estos hallazgos, diciendo que no había rastros de rutenio 106 en ningún lado excepto en San Petersburgo entre el 25 de septiembre y el 7 de octubre.

Pero la agencia meteorológica rusa, Roshydromet, publicó datos el 20 de noviembre que coinciden con las conclusiones alemanas y francesas.

Revela que las concentraciones más altas se encontraron en localidades alrededor del complejo Rosatom Mayak, según Greenpeace Rusia.

Mayak, propiedad de Rosatom, es una planta que trata el combustible nuclear gastado pero ha negado ser la fuente de la contaminación.

La planta fue escenario de un gran accidente nuclear en 1957, cuando explotó una instalación de almacenamiento de desechos.

El Instituto de Física Nuclear en Kazajstán, que colinda con los Urales meridionales, ha dicho que no hubo accidentes en su reactor de investigación científica y que no hay rutenio 106 en sus dos zonas de prueba en desuso en el oeste de Kazajstán.

¿Por qué la nube vino a Europa?
Roshydromet también reveló que las condiciones climáticas en el momento del accidente habían empujado la nube radiactiva hacia el norte de Europa y el Mediterráneo.

Gariel dijo que esto era inusual ya que normalmente los vientos soplan de oeste a este y habrían tomado la nube en la dirección opuesta.

El siguiente mapa, del IRSN, muestra los niveles de contaminación (%) en Europa e indica qué camino siguió la nube.

¿Y ahora qué?

Gariel comenta que es difícil avanzar dadas las negativas de las instalaciones en Argayesh y Rosatom.

Greenpeace Rusia ha enviado una carta al fiscal para solicitar una investigación sobre la posible ocultación de un accidente por radiación.