Última hora

Última hora

Ciudadanos de la UE deberán pagar 74 euros para permanecer en Reino Unido después del Brexit

Leyendo ahora:

Ciudadanos de la UE deberán pagar 74 euros para permanecer en Reino Unido después del Brexit

Ciudadanos de la UE deberán pagar 74 euros para permanecer en Reino Unido después del Brexit
Tamaño de texto Aa Aa

Los ciudadanos de la Unión Europea tendrán que pagar hasta 65 libras esterlinas (74 euros) para permanecer en Reino Unido después del Brexit, anunció el gobierno este jueves.

Aquí lo principal que debes saber sobre este nuevo sistema:

- Se deberá verificar la identidad de los ciudadanos de la UE, que no cuentan con antecedentes penales y que actualmente viven en el Reino Unido.

- El proceso de solicitud se abrirá más tarde este año, aunque aún no se ha fijado la fecha.

Las solicitudes podrán realizarse en línea o a través de una aplicación Android y costarán 65 libras esterlinas (74 euros) para los adultos y 32,5 libras esterlinas (37 euros) para los niños.

La posición "por defecto" del gobierno será conceder, y no rechazar, el estatus de asentado, afirmó el Secretario del Interior de Gran Bretaña, Sajid Javid.

Las decisiones sobre las solicitudes se tomarán "en cuestión de días", en vez del actual plazo de seis meses para los permisos de residencia.

¿Qué es el estatus de asentado?

Según los planes de Reino Unido descritos el año pasado, los residentes de la UE que hayan vivido de forma continua y legal en el Reino Unido durante cinco años antes del 31 de diciembre de 2020, fecha en la que expira el período de transición del Brexit, podrán solicitar la residencia indefinida obteniendo el estatus de residente permanente.

Aquellos que lleguen antes de que finalice el período de transición, pero que no hayan residido en Reino Unido durante los cinco años establecidos, podrán solicitar un permiso para quedarsehasta que hayan cumplido con el tiempo exigido y solicitar el estatus de residente permanente.

El estatus de residente permanente o el permiso temporal de estancia otorgará a los ciudadanos de la UE el mismo acceso que el actual a la asistencia sanitaria, las pensiones y otras prestaciones en Reino Unido.

Los miembros de familia que vivan o se reúnan con ciudadanos de la UE en Reino Unido antes del 31 de diciembre de 2020, también podrán solicitar el estatus de residente permanente, normalmente después de cinco años en el país, mientras que los miembros de familia cercanos (cónyuges, parejas civiles y no casadas, hijos y nietos a cargo, y padres y abuelos a cargo) podrán reunirse con los ciudadanos de la UE después de la salida, siempre y cuando la relación exista el 31 de diciembre de 2020.

La UE está “tardando demasiado''

El ministro británico del Interior, Sajid Javid, criticó este jueves a los países de la UE por "tardar demasiado" en definir las medidas que serán implementadas para que los británicos que vivan en el continente después del Brexit.

Javid hizo un llamado a los Estados miembros de la UE para que "establezcan cómo acompañarán a los ciudadanos británicos que vivan en sus países".

"Están tardando demasiado", publicó en Twitter.

"La publicación de los detalles de cómo vamos a administrar nuestro sistema de estatus de asentados demuestra que estamos cumpliendo con los compromisos que establecimos con los ciudadanos de la UE que viven en Reino Unido", dijo Javid en una declaración.

"Pero me preocupa no haber visto ningún plan similar sobre la forma en que los Estados miembros de la UE ayudarán a los ciudadanos británicos en sus países. Esto no es suficiente y espero que tanto el Parlamento Europeo como la Comisión ejerzan más presión para que lo hagan lo antes posible".

Unos 3,8 millones de ciudadanos de la UE viven en el Reino Unido y 900.000 ciudadanos británicos residen en la UE, según las estadísticas oficiales británicas.

El negociador principal del Parlamento Europeo, Guy Verhofstadt, que se reunió con Javid en Londres a principios de esta semana, hizo alusión al llamado del ministro británico:

"No estoy para nada contento con el trato que están recibiendo los ciudadanos de Reino Unido en la UE27", declaró el martes en Twitter.

"La mayoría de los Estados miembros aún no han iniciado el proceso o los trámites", dijo, y añadió que "tanto Reino Unido como la UE tienen el deber de reducir el daño del #Brexit para los ciudadanos".

Los ciudadanos de la UE, “¿castigados?”

El Gobierno dijo anteriormente que la solicitud de residencia no debería costar más que el pasaporte británico, que cuesta 75,50 libras esterlinas (86 euros) para un adulto, una política que Verhofstadt ha criticado.

"¿Por qué los ciudadanos de la UE, que han contribuido a la sociedad británica y han pagado sus impuestos, deberían ser castigados económicamente por el Brexit, cuando se les negó el derecho a votar?", publicó el jueves en Twitter.