Ucrania detiene a un presunto espía relacionado con los bombardeos de Rusia en Lviv

Access to the comments Comentarios
Por Juan Carlos De Santos Pascual  con AP & AFP
Depósito bombardeado en Lviv
Depósito bombardeado en Lviv   -   Derechos de autor  AFP   -  

Un hombre ha sido detenido por presunto espionaje en relación con los ataques de este sábado a Lviv, en los que misiles rusos impactaron contra un depósito de combustible y una instalación industrial, hiriendo a cinco personas. Según el gobernador regional la policía encontró en su teléfono un vídeo del misil y fotos de los puestos de control.

El gobernador añadió en un mensaje posterior que había visitado el lugar de los hechos y que la situación estaba "bajo control".

El presidente de Ucrania, Volodímir Zelenski, ha premiado a los militares de la Guardia Nacional ucraniana que han mostrado "valor y dedicación" en la lucha contra la agresión rusa y ha vuelto a pedir ayuda a Occidente.

"¿Cuál es el coste de esta seguridad? Es algo muy concreto. Se trata de aviones para Ucrania. Son tanques para nuestro Estado. Esto es defensa de misiles. Esto es un arma antibuque. Esto es lo que tienen nuestros socios... Al fin y al cabo, todo esto es por la libertad no sólo de Ucrania, sino de Europa", ha apuntado Zelenski.

Los bombardeos en las afueras de Kiev han destruido al menos 5 casas y han herido al menos a 5 personas, entre ellas un niño, según ha informado el sábado la policía regional de Kiev.

Los residentes locales salieron corriendo de sus casas con sus pertenencias por miedo a otro bombardeo en esta zona situada a 5 km al oeste de la capital de Ucrania.

Mientras, Rusia difunde vídeos de sus ataques aéreos, pero solo a objetivos militares, como este en el que mostraba supuestamente un puesto de mando ucraniano destruido y capturado por las tropas rusas en la región de Kiev.

Pero los soldados rusos también tienen objetivos civiles. En Slavútych los rusos tomaron el hospital, según el gobernador regional de Kiev. Quien también ha apuntado que los residentes salieron a la calle portando una gran bandera ucraniana azul y amarilla para desafiar a los invasores.