This content is not available in your region

Reino Unido ¦ Boris Johnson se aferra a Downing Street mientras aumenta la presión de su partido

Access to the comments Comentarios
Por euronews  con EFE
euronews_icons_loading
Boris Johnson ante la Cámara de los Comunes
Boris Johnson ante la Cámara de los Comunes   -   Derechos de autor  Jessica Taylor/UK Parliament via AP

Abandonar Downing Street, algo impensable para Boris Johnson pese a la presión de su propio partido.

El primer ministro británico rechazó la petición de su grupo parlamentario para dejar el cargo aunque ya han dimitido tres ministros, entre ellos dos pesos pesados el de Enocomía y el de Sanidad, alegando su perdida de confianza en Boris Johnson. También han dejado sus funciones por las mismas razones otros 39 cargos ministeriales.

Tras el escándalo de las fiestas en pleno confinamiento en Downing Street, el ascenso de un diputado conservador acusado de abusos sexuales, ha sido la gota que ha colmado la paciencia de los tories.

Pero frente a la tempestad, Boris Johson, mantiene el timón porque según él su dimisión llevaría a unas elecciones generales que podrían ganar los laboristas. Se escuda además a su amplía victoria electoral en 2019 para querer seguir cumpliendo con su programa, según dijo en la Cámara de los Comunes, donde además sentenció:"Francamente, el trabajo de un primer ministro en circunstancias difíciles, cuando se le ha otorgado un mandato colosal, es seguir adelante. Y eso es lo que voy a hacer".

La oposición no opina así como recalcó Keir Starmer, líder del partido Laborista.

"Es igual que cuando malversaban el dinero de los contribuyentes y lo mismo que cuando él y sus compañeros se divertían en plen o confinamiento. Cualquiera que dimita ahora, después de haber defendido todo eso, no tiene ni pizca de integridad. Señor presidente, ¿no es este el primer caso registrado de un barco que se hunde y huyen las ratas?"

Johnson ya superó una moción de censura en el Parlamento, el pasado 6 de junio y las reglas vigentes impiden convocar otra en doce meses. Pero su propio partido baraja forzar una moción de censura interna y organizar unos comicios primarios para elegir a su sustituto.