This content is not available in your region

Rusia confirma su retirada de Limán en la región ucraniana de Donetsk

Access to the comments Comentarios
Por Euronews en español  con AP, AFP & EFE
La bandera de Ucrania ondea en una de las zonas recuperadas
La bandera de Ucrania ondea en una de las zonas recuperadas   -   Derechos de autor  JUAN BARRETO/AFP or licensors   -  

Los rusos confirman que se han retirado de la ciudad de Limán ante el avance de las tropas ucranianas. Sin embargo, Ucrania informa de que los combates continúan y que el control de la ciudad no está asegurado.

El presidente de Ucrania, Volodímir Zelenski, ha destacado:"El avance ucraniano continuará. La bandera ucraniana ya está en Limán, en la región de Donetsk. Allí siguen los combates. Pero no hay rastro de ningún seudorreferéndum. Lo que sería lo lógico para Ucrania. Además, para el enemigo, habrá más y más "pasos en falso" de este tipo. Por cierto, allí ya han empezado a picarse: busca culpables, culpan a algunos generales de los fracasos."

Limán, bajo control ruso desde mayo, es un importante nudo ferroviario que conduce tanto a los bastiones ucranianos en Donetsk como a la zona prorrusa en la vecina Lugansk.

Antes de firmar el viernes el tratado de anexión en el Kremlin, el líder de la autoproclamada república popular de Donetsk, Denís Pushilin, informó de que había recibido "noticias alarmantes" de Limán.

Esta la segunda gran derrota sufrida por el Ejército ruso y las milicias prorrusas en el último mes.

El pasado 8 de septiembre las fuerzas rusas también tuvieron que retirarse de la región nororiental de Járkov, lo que allanó el camino para que los ucranianos avanzaran hacia Limán.

Ese revés, que se suma al repliegue del norte de Kiev en abril, causó un gran malestar entre los ultranacionalistas rusos y provocó el decreto de movilización parcial firmado a mediados de mes por el presidente ruso, Vladímir Putin.

Rusia habla de una retirada táctica.Igor Konashenkov, portavoz del Ministerio de Defensa de Rusia, apunta: "A pesar de las pérdidas, teniendo una superioridad significativa en fuerzas y medios, el enemigo ha traído a sus reservas y ha continuado la ofensiva en esta dirección. Debido a la amenaza de cerco, las tropas aliadas fueron retiradas del asentamiento de Krasny Limán a líneas más ventajosas."

El líder checheno Kadírov ha sido menos sutil. En un mensaje en Telegram, ha cargado contra los generales y ha reclamado el uso de armas nucleares de bajo calibre

"Bajo mi punto de vista, hay que tomar medidas más radicales hasta el punto de declarar la ley marcial en los territorios fronterizos y emplear armamento nuclear de baja potencia", dijo el líder de la república del norte del Cáucaso en su canal de Telegram.

Kadírov, que ha llamado a tomar Kiev y destruir el Estado ucraniano, recomendó al Kremlin ignorar la reacción de Estados Unidos y el resto de países occidentales.

"Ya ha dicho y hecho mucho contra nosotros", dijo.

El líder chechén se mostró muy crítico con la retirada el sábado del Ejército ruso de la estratégica ciudad de Limán, en la región ucraniana de Donetsk, recién anexionada por Rusia, que sigue al repliegue a principios de mes de la región de Járkov.

"Ayer hubo parada en Izium (localidad de Járkov), hoy la bandera (ucraniana) en Limán. ¿Y mañana qué?", escribió.

Cargó contra el general Alexandr Lapin, comandante del distrito militar central, que estaba encargado de la defensa de esa zona del Donbás, explicó.

Además de criticar duramente su labor, lo consideró un general "sin talento", le acusó de recibir la orden de Héroe de Rusia sin merecerlo, recomendó enviarlo al frente con un fusil en la mano y también censuró al Estado Mayor por encubrirlo.

De hecho, recordó que el jefe del Estado Mayor, Valeri Guerásimov, le aseguró recientemente que no veía posible una retirada de Limán.

"El nepotismo militar no nos llevará a nada bueno. En el Ejército hay que nombrar comandantes con un carácter firme, valientes y con principios, que se preocupen por sus hombres", subrayó.

Kadírov, en cuya república se instruye a voluntarios y reservistas, ha llamado en numerosas ocasiones a Putin a tomar medidas más radicales en Ucrania, incluido la movilización general.

En un discurso televisado la pasada semana, Putin advirtió a la OTAN de que Rusia cuenta con un arsenal "sin parangón" que le permite contrarrestar cualquier amenaza occidental.

"Quiero recordar que nuestro país también dispone de diferentes sistemas ofensivos y, en algunos componentes, son más modernos que los que poseen los países de la OTAN", afirmó.

Mientras, se siguen produciendo masacres contra operativos civiles. Esta vez, la brutalidad del ejército ruso se ha producido contra un convoy civil de Kyrylivka.

Las autoridades ucranianas informan de 24 muertos, entre ellos 13 niños. Acusan a las tropas rusas de disparar contra ellos cuando estas se retiraban ante el avance ucraniano.