Los ganaderos de Nueva Zelanda indignados por el plan del Gobierno de gravar los gases de su ganado

Access to the comments Comentarios
Por Euronews en español  con AFP
Un rebaño de vacas.
Un rebaño de vacas.   -   Derechos de autor  Mark Baker/AP

Los ganaderos neozelandeses indignados por la última propuesta del Gobierno para luchar contra el cambio climático. Se trata de un proyecto pionero, que pretede gravar las ventosidades y eruptos del ganado vacuno y ovino. El plan, impulsado por la primera ministra Jacinda Ardern, tiene como objetivo reducir las emisiones de metano a la atmósfera. El monto a pagar dependerá del número de cabezas de ganado, en un país que tiene cinco veces más ovejas y el doble de vacas que de personas.