This content is not available in your region

El debate sobre la vacuna obligatoria gana terreno en Europa

Access to the comments Comentarios
Por Gregoire Lory  & Ana Lázaro
El debate sobre la vacuna obligatoria gana terreno en Europa
Derechos de autor  AFPTV   -  

La pregunta se abre camino a medida que la quinta ola de la pandemia avanza. ¿Debe la vacuna anti-COVID ser obligatoria?

La cuestión no figura oficialmente en la agenda de los ministros de Sanidad que este miércoles se reunen en Bruselas, pero el debate ya ha empezado.

Según el Centro Europeo para la Prevención y el Control de Enfermedades, la tasa de infecciones es de 742 por cada 100.000 habitantes, una cifra que no ha dejado de aumentar durante las últimas ocho semanas.

"Entiendo el debate. Es realmente necesario", explica Jens Spahn, Ministro de Sanidad de Alemania en funciones. "Es muy importante que se haga una distinción entre los que están vacunados y los que no lo están: en la vida diaria, en los restaurantes, en los transportes, donde sea. Pero la pregunta sobre si la vacunación obligatoria es la forma correcta de hacer frente a la situación es un debate que debemos afrontar".

La presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, cree personalmente que debe abrirse la discusión.

Por el momento, sin embargo, los ministros recuerdan que es una decisión que corresponde a los Estados miembros.

"La respuesta es más vacunación. Si deber ser obligatoria o no, creo que en este momento sigue siendo una cuestión que deben decidir los Estados miembros individualmente. Lo que no quiere decir que en el futuro no necesitemos tomar una decisión colectivamente como Unión Europea", afirma Christopher Fearne, ministro de Sanidad de Malta. "Pero por el momento lo que hace falta es más vacunación, incluida la dosis de refuerzo".

Austria ha sido el primer Estado miembro de la Unión Europea en imponer la vacuna obligatoria, una medida que entrará en vigor a partir de febrero.

En Alemania, el futuro canciller Olaf Scholz también está a favor. Y Grecia quiere dar el paso, pero sólo para los mayores de 60 años.