This content is not available in your region
Contenido publicitario
‘Partner Content’ is used to describe brand content that is paid for and controlled by the advertiser rather than the Euronews editorial team. This content is produced by commercial departments and does not involve Euronews editorial staff or news journalists. The funding partner has control of the topics, content and final approval in collaboration with Euronews’ commercial production department.
Region of Valencia

Cómo pasar un fin de semana perfecto en Morella, España

© Region of Valencia
© Region of Valencia   -   Derechos de autor  euronews

En las laderas de las montañas de Els Ports, en el norte de la provincia de Castellón, se encuentra el municipio de Morella. Con sus casas de color blanco y terracota, iglesias con cúpulas azules y un imponente castillo morisco fortificado que corona su cima, este pequeño y acogedor pueblo es uno de los más pintorescos de la región. Si a esto añadimos una sofisticada oferta gastronómica, estancias en granjas ecológicas y multitud de opciones para disfrutar de aventuras al aire libre, Morella lo tiene todo para convertirse en uno de los destinos de moda para pasar un gran fin de semana.

Mapa de Valencia
© Region of ValenciaMapa de Valencia

Arquitectura, historia y vistas

En Morella las cosas van despacio: empiece el día recorriendo a pie sus calles medievales, entre casas blancas con tejados de terracota y estrechos callejones de piedra que huelen a naranja y miel. En el centro del pueblo, visite la basílica de Santa María la Major, una iglesia gótica con intricadas esculturas en el pórtico y una impresionante escalera de mármol.

En su interior hay un órgano de 3000 tubos que data de 1719 y un museo que alberga las obras de arte religioso más importantes de la localidad. A escasa distancia se encuentra el Convent de Sant Francesc, un convento del siglo XIII que en el pasado fue el hogar de monjes franciscanos. A partir de aquí puede subir la empinada cuesta hasta el Castell de Morella, un impresionante castillo de estilo morisco habitado sin interrupción desde el siglo III a. C. Si llega hasta la cima, podrá disfrutar de unas magníficas vistas que abarcan todo el pueblo de Morella, además de los valles y colinas que la rodean.

Basílica de Santa Maria la Major
© Region of ValenciaBasílica de Santa Maria la Major

Queso, trufas y mantas tejidas a mano

Déjese guiar por su intuición para volver al centro del pueblo hasta llegar a Blasco de Alagón, la calle más popular de Morella, donde artesanos y comerciantes venden las famosas trufas de la región, miel y alfombras hechas a mano. Aquí encontrará pequeñas tiendas como La casa de la miel y del queso, que vende queso de cabra, embutidos y más de 14 tipos de miel producidos en la región.

Siga paseando y se dará cuenta de que Morella es el pueblo perfecto para los golosos; haga una pausa en una de sus muchas reposterías para probar un flaó (una deliciosa empanadilla dulce rellena de requesón y almendras), un panoli (una especie de crep rellena de calabaza confitada) y rosquillas cubiertas de miel y crema. Y después, descubra cómo se confeccionan las mantas artesanales de Morella y compre unos cuantos souvenirs hechos a mano en el taller familiar Mantas Morellanas García.

Cordero asado y potaje con chorizo

Seguramente empieza a tener hambre, así que es hora de almorzar en una institución de Morella: Casa Roque. Le aconsejamos el ternasco asado, un plato típico de la gastronomía de Morella a base de cordero local asado lentamente con vino blanco, hojas de laurel y ajo. Si le queda sitio para otro plato antes de la cena, le recomendamos el potaje morellano (con chorizo, alubias y oreja de cerdo) y setas a la trufa. Un vaso de vino tempranillo de Castellón es el maridaje perfecto para cualquiera de los tres platos.

Especialidades de Morella: el flaó y una receta con trufa
© Region of ValenciaEspecialidades de Morella: el flaó y una receta con trufa

Evasión rural

Despierte rodeado de montañas y pastos poblados de vacas en la granja del siglo XV Font d'en Torres. Esta finca de 125 hectáreas reservada a visitantes adultos se encuentra a tan solo 6 kilómetros de Morella, pero gracias a sus vastos terrenos y a las montañas que la rodean, tendrá la impresión de estar en un retiro rural remoto. Disfrute de la vista de las montañas de Els Ports desde un jacuzzi o póngase las botas de senderismo y explore las frondosas montañas a pie, paseando entre pinos y robles, cascadas de agua cristalina y prados floridos.

El hotel organiza también excursiones guiadas para recoger trufas durante las que aprenderá un sinfín de cosas sobre la larga y próspera relación de Morella con la producción sostenible de trufas. Y si quiere aventurarse fuera de la finca, en Morella la Vella, a 20 minutos en coche del hotel, podrá admirar pinturas rupestres prehistóricas de una antigüedad estimada de 7000 años. El aforo es limitado, así que no olvide reservar con antelación en el centro de información turística de Morella.

Vista de Morella detrás del castillo
© Region of ValenciaVista de Morella detrás del castillo

Alta cocina

Desde setas y trufas silvestres a carne de vacuno y cordero orgánica, Morella tiene la suerte de contar con algunos de los mejores productos de España, por lo que no es de extrañar que tantos chefs talentosos de todo el país vengan a esta pequeña localidad valenciana para dar su toque personal a las recetas locales. En restaurantes que aparecen en la guía Michelín, como el Mesón del Pastor, podrá disfrutar de platos tan creativos como una carne de ciervo curada con helado de queso de cabra y acetite de jengibre. Vinatea y Daluan son igual de atrevidos con los ingredientes locales y ofrecen platos como el tartar con crema de huevo frito y filete de pato con melocotones al vino. Y si quiere tomar algo en una terraza, termine la velada con una copa de vino local o un carajillo (un café aromatizado con limón y canela y mezclado con licor o whisky) en el bar La nevera.

Tanto si busca comida hecha con ingredientes recién llegados de la granja, caminatas lejos de la multitud o 7000 años de historia, Morella lo tiene todo para pasar un fin de semana perfecto. ¿Nuestro consejo? Vaya antes de que se corra la voz.