Última hora

Última hora

Rolando Villazón interpreta a Mozart en el festival de Verbier

Leyendo ahora:

Rolando Villazón interpreta a Mozart en el festival de Verbier

Tamaño de texto Aa Aa

En asociación con:

Con una famosa aria de Mozart comenzó la corta pero intensa participación de tenor franco-mexicano Rolando Villazón en el festival de Verbier.

Durante casi veinte años este evento en los Alpes suizos ha sido una cita obligada para los amantes de la música clásica y las grandes estrellas del presente y el futuro.

En el programa, Mozart, pero no solo “Don Giovanni”. Rolando Villazón ha asumido el reto de grabar las siete últimas operas de uno de los grandes maestros de la música clásica.

El intérprete ha explicado a Euronews cuáles han sido sus sensaciones.

“Siempre pensé que Mozart no era un camino, que Mozart es más bien una meta, y ahora me sentía en madurez artística para entrar en esta aventura mozartiana. Quedé primeramente enamorado del buen Mozart a través de sus cartas, y de verdad quedé fascinado con el ser humano.”

“A veces el gran Mozart exige el virtuosismo de los artistas y su individualidad para entregarse al todo. Y en sus cartas lo decía, ‘yo diseño la música como si fuera una prenda de vestir, y la hago a la medida del cantante que tenga que hacerlo’. Mozart pide en ciertos pasajes que tomemos esa música, que se la robemos y la hagamos nuestra.”

“Y en muchos otros pasajes exige que el cantante se someta al conjunto y se convierta en un instrumento más, en una voz más, que dé vida al cuerpo armónico; y es bellísimo cuando uno se separa de sí mismo y se convierte simplemente en esta voz, cuando uno entra dentro del tejido y se conecta con las demás voces, y una vez que los cantantes, los músicos, la orquesta y el director, nos estamos todos escuchando, se entra en una especie de meditación musical, en una meditación melódica y armónica.”

“Esta música, este fuego, estos sonidos, esta orquestación le venía de una manera casi celestial, de una manera infernal a veces, de un lugar que iba más allá de él mismo… con toque de locura, con un aspecto sublime innegable, con una perfección sorprendente. Con Mozart se siente este conjunto de lo celestial y lo propiamente humano de una manera como no se da de ningún otro autor.”

En esta edición de Música han podido escuchar fragmentos de Mozart de “Dalla sua pace” y “Il mio tesoro”, de la ópera Don Giovanni, y las arias para tenor y orquesta “Va’ dal furor portata” y “Con ossequio, con rispetto”.