Última hora

Última hora

No quieren morir en el mar, quieren subirse a un autobús para llegar a la Unión Europea

En Estambul, centenares de personas, la mayoría de origen sirio, han sorprendido a las fuerzas de seguridad turcas. Han intentado sin éxito subirse a

Leyendo ahora:

No quieren morir en el mar, quieren subirse a un autobús para llegar a la Unión Europea

Tamaño de texto Aa Aa

En Estambul, centenares de personas, la mayoría de origen sirio, han sorprendido a las fuerzas de seguridad turcas. Han intentado sin éxito subirse a alguno de los autocares que comunican la metrópoli con la ciudad de Edirne, a caballo entre Turquía, Grecia y Bulgaria.

Punto de vista

No es lo que yo quiero, es lo que queremos todos. Entrar en Grecia sin caer en las manos de los traficantes, entrar en Grecia pacíficamente

Ante la avalancha, las autoridades han suspendido el servicio y muchos refugiados han decidido continuar a pie por la autopista, rumbo a la esperanza. Al llegar a las inmediaciones del puesto fronterizo, parada y fonda. Otro campamento improvisado para pasar la noche y quién sabe, quizás también los próximos días.

“¿Sabe? No es lo que yo quiero, es lo que queremos todos. Entrar en Grecia sin caer en las manos de los traficantes, entrar en Grecia pacíficamente. Y de momento aquí estamos en esta sentada”, dice un refugiado sirio.

La ruta por carretera es mucho más segura que la aventura de cruzar el mar para llegar a las islas griegas.

Sólo durante la jornada del martes, al menos veintidós personas murieron al zozobrar su embarcación.

En lo que llevamos de año, 2 748 han muerto cruzando el Mediterráneo. 432 761 han alcanzado las costas de Grecia, Italia, España y Malta, según la Organización Internacional para las Migraciones (OIM).