Última hora

Leyendo ahora:

Presidenciales en Francia: primeras acusaciones serias contra Fillon mientras Valls y Hamon se baten a la izquierda


Francia

Presidenciales en Francia: primeras acusaciones serias contra Fillon mientras Valls y Hamon se baten a la izquierda

Faltan más de tres meses para las presidenciales en Francia, pero la campaña está ya en pleno apogeo. A la derecha, François Fillon que contra todo pronóstico tomó las riendas del centroderecha en las primarias de noviembre, se enfrenta a su primer obstáculo importante con tintes de escándalo.

El semanario satírico Le Canard Enchainé publicó el martes que la mujer del candidato fue su asistente parlamentaria durante 8 años, y que cobró por ello 500.000 euros. François Fillon reaccionaba así a esas afirmaciones: “Veo que se ha abierto la serie de bombas fétidas. No voy a hacer comentarios, porque no hay nada que comentar. Tan solo quiero decir que estoy escandalizado por el desprecio y la misoginia del artículo. ¿No tiene derecho a trabajar por ser mi mujer?”

De hecho, la ley francesa no lo impide, aunque castiga con dureza los empleos ficticios. La caso está en manos de la justicia.

Emmanuel Macron, el electrón libre hacía su rodaje en la escena internacional también este martes en el Líbano. El exministro de Economía, ex miembro del partido socialista y fundador del movimiento progresista “En marcha” es la piedra en el zapato de todos los demás: su movimiento abierto seduce a ambos lados del espectro político, que va de Jean Luc Mélenchon y su Francia insumisa hasta el Frente Nacional de Marine Le Pen pasando por socialistas, verdes, el movimiento “En marcha” de Macron y los Republicanos.

El exprimer ministro Manuel Valls y Benoît Hamon son los finalistas de las primarias de la izquierda. En muchos asuntos tienen visiones profundamente diferentes, y según algunos, irreconciliables, especialmente sobre la propuesta de Hamon de crear una renta básica universal. Una idea utópica e irrealizable para Valls: “Cuando se construye el éxito de una campaña en torno a una idea así, se es un mercader de arena, un mercader de ilusiones, porque va a generar muchas decepciones.”

Para Hamon, son argumentos sin sentido que buscan justificar el inmovilismo: “Dicen que Benoît Hamon es el candidato del fin del empleo, y es absurdo, porque la pereza reside en la voluntad de no querer cambiar las reglas del juego.”

En definitiva, una izquierda que se presenta como más realista contra otra que se declara innovadora y profundamente social.
La primera está marcada por el balance de la presidencia de Hollande, la segunda representa a parte de los ministros que decidieron dar portazo al Gobierno. Valls o Hamon…el domingo los franceses decidirán cual de ellos representará al partido de la rosa en las próximas elecciones