Última hora

Europa dividida frente a la economía digital

Leyendo ahora:

Europa dividida frente a la economía digital

Tamaño de texto Aa Aa

El consenso será difícil, pero la Comisión Europea ha dado un paso más en la ofensiva para conseguir que las compañías digitales paguen los impuestos que les corresponden. Las grandes firmas tecnológicas, como Google o Amazone, aprovechan las lagunas del sistema impositivo tradicional para refugiarse en los países de la Unión Europea donde las tasas impositivas son más bajas. De ahí la dificultad para desarrollar una legislación común.
El Viceprensidente de la Comisión Europea Valdis Dombrovskis, ha sido el encargado de lanzar la propuesta y de remachar la importancia de alcanzar un acuerdo a nivel comunitario. “Lo mejor sería alcanzar un enfoque europeo conjunto sobre cómo gravar la economía digital, y así evitar tener un mosaico de soluciones unilaterales en los diferentes estados miembros que sólo sirve para socavar la integridad del mercado único”, ha dicho.

Hasta el momento, diez países, entre los que se cuenta España, apoyan la idea de gravar a las compañías en los países donde obtienen los beneficios. Y tres se oponen abiertamente: Irlanda, Luxemburgo y Malta, que podrían descolgarse del acuerdo. Una posibilidad que en principio no es del agrado de la Comisión. “Es importante que la UE consiga un consenso sobre el camino a seguir antes de comenzar a explorar otras vías como la cooperación reforzada”, ha declarado Dombrovskis. La cooperación reforzada implica que un grupo países puede avanzar a la espera de que se sumen los restantes estados miembros. Pero esta situación podría debilitar la posición de la Unión Europea frente a las negociaciones que se están abriendo a nivel internacional.