Última hora

Última hora

Anna Terrón: "El sistema de acogida de refugiados de Dublín no funciona"

Leyendo ahora:

Anna Terrón: "El sistema de acogida de refugiados de Dublín no funciona"

Anna Terrón: "El sistema de acogida de refugiados de Dublín no funciona"
Tamaño de texto Aa Aa

La disputa diplomática entre Francia e Italia por el caso del Aquarius, el barco que rescató a más de 600 personas en el Mediterráneo y que el Gobierno de Matteo Salvini no quiso acoger, ha vuelto a poner sobre la mesa la fragilidad de los acuerdos migratorios en Europa. Euronews ha entrevistado a Anna Terrón, secretaria de Estado de Inmigración durante el Gobierno socialista de Jose Luis Rodriguez Zapatero.

La exsecretaria de Estado de inmigración lo ve claro: “Creo que en este caso ni Francia ni Inglaterra tienen razón”. Desde su punto de vista, Italia ha preferido hacer “politiquería” y no políticas públicas que es lo que, a su jucio, es necesario. Terrón ha explicado que Italia y Francia ya habían protagonizado escenas parecidas años atrás, y ha hecho énfasis en que de comportamientos así no se saca nada bueno.

Terrón mantiene que la ruptura entre los países miembros sobre temas de inmigración ya se había producido hace varios días en el Consejo de Interior cuando, explica, “fue imposible abordar y aprobar la famosa propuesta de reforma del sistema común de asilo”. “El sistema de Dublín se ha ido dañando paulatinamente”, continúa.

Revisando la situación actual, la antigua secretaria de Estado considera que es evidente que el sistema de acogida de refugiados no funciona y que la canciller Angela Merkel acierta cuando pide una agencia para un “preescrutinio” de los casos de asilo que actúe de una forma más europea. Terrón mantiene, eso sí, que aún hay esperanza para salvar o reformular o insuflar vida a esos acuerdos de inmigración dañados.

Sobre la acogida del Aquarius por parte del Gobierno español, Terrón considera que se ha tratado de “un acto de responsabilidad en primer lugar”. Además, afirma que dentro del cupo de personas que España se había comprometido a acoger, “entraban perfectamente las que estaban en el barco”. Lo que la exsecretaria ha considerado el primer acto cooperativo que se da en inmigración en la UE desde hace mucho tiempo, coloca también a España, afirma, en buena posición para “plantear las cosas de otro modo” en el próximo consejo europeo.