This content is not available in your region

Moldavia mira con recelo la guerra en Ucrania debido a la presencia de tropas rusa en Transnistria

Access to the comments Comentarios
Por Anatol Câșlaru  con Euronews Rumanía
Escudo de la región separatista prorrusa de Transnistria
Escudo de la región separatista prorrusa de Transnistria   -   Derechos de autor  Dmitri Lovetsky/Copyright 2021 The Associated Press. All rights reserved   -  

Treinta años después de la guerra que mató a 300 moldavos, quienes crucen el río Dniéster tienen que pasar por tres filtros: el de las milicias separatistas, el de los soldados rusos y el de la policía moldava. Así es para los habitantes Varnita, cerca de la frontera de Transnistria.

Anatol Câșlaru, Euronews Rumanía:

"La guerra en Ucrania puso en el foco otro conflicto, el de Transnistria, la región separatista de la República de Moldavia. La contienda , que duró 5 meses en 1992, fue la más sangrienta tras la caída de la Unión Soviética."

En el pueblo de Varnita, en el lado moldavo, crece el temor. Los 2.000 soldados rusos desplegados allí, forman parte de las llamadas fuerzas de mantenimiento de la paz que Rusia y la CEI desplegaron en 1992.

"Vimos que también irrumpieron y mataron en Ucrania. No te metas con los rusos." -nos dice este señor

"Podría existir el riesgo de que el régimen separatista administre Varnita." -opina este otro.

Preguntamos adonde irían sus famliares si estalle el conflicto, y esta es la respuesta de este habitante de Varnita:

"A Rumanía... o Italia."

Hablamos con el exembajador de la República de Moldavia en EE. UU., Igor Munteanu, sobre el riesgo de que la guerra de Ucrania se extienda a Moldavia. Este es su análisis de la situación:

"Rusia no se retractó ni abandonó sus planes de ocupar los antiguos territorios soviéticos. Esto se puede ver muy claramente en las concentraciones militares masivas en el Donbass y en los repetidos intentos de asentar su superioridad naval en el Mar Negro y de forzar un asalto militar en las regiones bajas de Besarabia."

Las autoridades de Chisinau siguen de cerca lo que ocurre en la región separatista prorrusa, sobre todo porque en Transnistria el Ejército y las tropas rusas han sido puestas en alerta. Moldavia tiene un pequeño ejército de apenas 6 000 oficiales y soldados, sin tanques y con equipamiento soviético obsoleto. Según las autoridades, la República de Moldavia debería equiparse confrme a las normas de la OTAN.