Miles de manifestantes salen a las calles de Barcelona en huelgas simultáneas del sector público

Access to the comments Comentarios
Por Amaranta Zermeno Jimenez  con EBU
Los profesores y otros profesionales de la enseñanza fueron llamados a la huelga con dos jornadas de paros previstas para este miércoles 25 y el jueves 26 de enero
Los profesores y otros profesionales de la enseñanza fueron llamados a la huelga con dos jornadas de paros previstas para este miércoles 25 y el jueves 26 de enero   -  Derechos de autor  Fotograma EBU

Cataluña ha vivido un día de huelga de servicios públicos, con manifestaciones de profesores, médicos y taxistas ocupando las calles de Barcelona para exigir más recursos, y mejoras laborales y salariales a la Generalitat.

Miles de médicos de atención primaria y otras especialidades se manifestaron frente al Departamento de Salud bajo el lema "Lo hemos dado todo y no hemos recibido nada". Según la Guardia Urbana de Barcelona, unos 8 000 sanitarios participaron en la manifestación.

Los profesores y otros profesionales de la enseñanza fueron llamados a la huelga con dos jornadas de paros previstas para este miércoles 25 y el jueves 26 de enero.

Tras una serie de negociaciones infructuosas con el consejero de Educación de la Generalitat, Josep Gonzàlez-Cambray, los sindicatos Ustec, CCOO y UGT decidieron seguir adelante con la huelga.  

Y varios centenares de taxistas de la ciudad se sumaron a las protestas con un paro de cuatro horas, en el que cortaron los cinco carriles principales del tramo central de la Gran Vía para reclamar sobre las licencias de vehículos de alquiler con conductor (VTC) que siguen en circulación.

La aparición de 1.170 licencias de vehículos de alquiler con conductor (VTC) aún en vigor ha indignado al sector del taxi, que ha roto las negociaciones de los últimos días con la Generalitat para levantar la huelga convocada del 31 de enero al 3 de febrero, coincidiendo con el congreso audiovisual ISE.

Según los sindicatos, estas huelgas simultáneas tienen todo el sentido del mundo, ya que se trata de los "pilares" de la sociedad, y deberían ser prioritarios para el Gobierno.