Última hora
This content is not available in your region

¿Cuál ha sido el papel de Merkel en los seis meses de presidencia alemana de la UE?

Access to the comments Comentarios
Por Euronews en español
euronews_icons_loading
¿Cuál ha sido el papel de Merkel en los seis meses de presidencia alemana de la UE?
Derechos de autor  Markus Schreiber/AP
Tamaño de texto Aa Aa

Para Alemania, que hasta el próximo 31 de diciembre ocupará la presidencia rotatoria del Consejo de la UE, los últimos seis meses no han sido nada fáciles. Angela Merkel ha tenido que dejar de lado temas como el pacto migratorio o la lucha contra el cambio climático para hacer frente a una feroz crisis económica desencadenada por la pandemia de coronavirus.

"El objetivo más importante de la presidencia alemana era conseguir un acuerdo sobre el fondo de recuperación y el presupuesto plurianual. Y con el último acuerdo en el Consejo Europeo podemos decir que este importante objetivo se ha logrado. Todo lo demás ha quedado en segundo plano debido a la pandemia", expresa Nicolai von Ondarza, del Instituto Alemán para Asuntos Internacionales y de Seguridad.

Merkel y sus socios en el Consejo, en particular el Presidente francés Emmanuel Macron, presionaron para que se adoptaran medidas sin precedentes: la UE pediría un préstamo colectivo para ayudar a los países más afectados y asegurar una fuerte recuperación. En total, se movilizarán 1,8 billones de euros en los próximos siete años. Al aceptar la deuda común, Alemania ha tirado por la borda su ortodoxia fiscal empleada durante décadas.

"La presidencia alemana ha mostrado gran solidaridad en la crisis del coronavirus. La propuesta germano-francesa fue recibida con enorme alivio y gratitud por parte de algunos estados miembros, y por muchos diputados. Porque reaccionar de manera diferente a como lo hizo Alemania en la crisis financiera, era extremadamente importante para Europa en su conjunto", señala Katharina Barley, vicepresidenta del Parlamento Europeo.

A la lucha contra la pandemia se le han unido las desavenencias con Polonia e Hungría, países reacios hasta hace algunas semanas a que la UE vinculase los fondos comunitarios al respeto por el Estado de derecho. Merkel hizo que cambiaran de opinión pero no todos los eurodiputados aplauden sus tácticas diplomáticas.

"Merkel permitió que el Parlamento y la Comisión se encargaran de la política mientras que el gobierno alemán ha seguido haciendo negocios con Hungría y Polonia. Este juego no funcionará por mucho tiempo, porque si los estados no cumplen con sus obligaciones y exigen respeto a la democracia, las instituciones de la UE, el Parlamento y el Consejo, por sí solos no pueden hacer mucho", eurodiputado de Los Verdes, Reinhard Bütikofer.

A partir del 1 de enero, será Portugal quien releve Alemania en la Presidencia de la Unión. Su misión: guiar a los 27 en la tan necesaria recuperación.