Última hora

Última hora

Condena internacional al ataque perpetrado en una sinagoga en Pittsburg

Leyendo ahora:

Condena internacional al ataque perpetrado en una sinagoga en Pittsburg

Condena internacional al ataque perpetrado en una sinagoga en Pittsburg
Tamaño de texto Aa Aa

La comunidad internacional condena el ataque llevado a cabo el sábado en una una sinagoga de Pittsburgh, Estados Unidos. Líderes políticos de todo el mundo han expresado su enérgico rechazo a la tragedia que ha dejado 11 muertos y numerosos heridos.

"Este asesinato en masa es un acto malvado, difícil de creer y, francamente, algo que resulta inimaginable", afirmaba Donald Trump. "Nuestra nación y el resto del mundo están conmocionados y aturdidos por el dolor", añadía el presidente estadounidense en un mitin político en Indiana.

El ataque tiene un significado especial para Donald Trump. Su hija Ivanka se convirtió al judaísmo, bajo la tutela de un prominente rabino ortodoxo de Manhattan, para casarse con Jared Kushner, judío practicante, en 2009.

Benjamin Netenyahu, es otro de los líderes políticos que envió sus condolencias a las familias de los fallecidos y mostró su indignación ante un ataque calificado como 'crimen antisemita'.

"Todo los isrealíes lloran, junto a las familias de los muertos, la pérdida de sus seres queridos. Nos solidarizamos con la comunidad judía en Pittsburgh. Estamos junto al pueblo estadounidense ante esta terrible brutalidad antisemita", declara el primer ministro de Israel.

En Tel Aviv, los colores de la bandera de Estados Unidos se alternaron con los de la de Israel, como muestra de solidaridad con los judíos de todo el mundo. A todos les cuesta creer lo ocurrido.

"Nos sentimos muy mal, nuestros pensamientos están con la comunidad judía de los Estados Unidos. Es terrible que alguien haya hecho eso en la casa de Dios, en una sinagoga", señalaba consternado este israelí.

En Turquía, en el marco de una reunión para tratar de impulsar un plan de paz para el conflicto sirio, Emmanuel Macron se sumaba a la condena del ataque.

"Permítanme comenzar con una palabra de solidaridad para el pueblo estadounidense y para aquellos que perdieron la vida hace varios minutos durante un tiroteo en una sinagoga en Pittsburgh", afirmaba Macron. "Me gustaría expresar claramente nuestra tristeza y nuestro apoyo al pueblo estadounidense", añadía el presidente de Francia durante su intervención en la cumbre en tierras turcas.

Como ha ocurrido en el mundo de la política, el máximo representante de la iglesia católica también ha condenado el ataque. "Es un acto inhumano de violencia", señala el papa Francisco).