Última hora
This content is not available in your region

El doble pinchazo del sector automovilístico en el Reino Unido

euronews_icons_loading
El doble pinchazo del sector automovilístico en el Reino Unido
Derechos de autor  VLADIMIR SIMICEK/AFP or licensors
Tamaño de texto Aa Aa

El año 2020 fue nefasto para el sector automovilístico en el Reino Unido. La producción cayó a su nivel más bajo en 36 años. Neil Clifton, propietario y fundador de Cube Precision, una empresa de repuestos que trabaja estrechamente con los grandes fabricantes, lo ha sufrido en carne propia:

- "Ha sido un año realmente duro. Obviamente Jaguar Land Rover cerró....", explica.

En Birmingham, el corazón del sector automovilístico del Reino Unido, la empresa de Neil Clifton fabrica piezas para Land Rovers. Pero durante la pandemia se cerraron las fábricas y esto provocó un fuerte descenso de la producción. Además de la COVID-19, ahora está pasando factura el Brexit:

- "Nos hemos encontrado con retos que nunca habíamos visto antes. Hemos tenido problemas de todo tipo. Muchas de nuestras materias primas proceden de España y Alemania: tenemos pedidos para entregar en dos o tres meses y no podremos hacerlo", lamenta Neil Clifton.

La salida del Reino Unido del mercado único europeo está causando problemas al sector, que está sufriendo importantes retrasos en los puertos británicos e interrupciones en las cadenas de suministro:

"Hay enormes franjas de este país que dependen del buen funcionamiento del sector del automóvil. Pero, por culpa de la Covid y el Brexit, esta industria se ha paralizado. Algunas personas incluso han perdido su medio de vida porque las empresas han quebrado", afirma el periodista de Euronews Luke Hanrahan.

Se ha ocultado un número importante de despidos en las cadenas de suministro, donde las empresas más pequeñas, como Cube Precision, han tenido que recortar su plantilla:

"Todo lo que llega de Europa tarda mucho más... Está afectando a mucha gente en la región de West Midlands. Hacemos de todo, pequeñas piezas y también grandes. Muchos puestos de trabajo se han visto afectados por esto", añade Ryan Edwards, jefe de compras de Cube Precision.

La caída en la producción ha dejado en la calle a muchos trabajadores. Se estima que el año pasado se perdieron 10.000 empleos en el sector automovilístico del Reino Unido. Los retrasos que han seguido al Brexit dificultan aún más la recuperación.