Mapa de la guerra | Rusia prepara sus defensas por dos posibles contraofensivas ucranianas

Access to the comments Comentarios
Por Oleksandra Vakulina
En las últimas semanas, Rusia ha reforzado sus defensas en la región central de Zaporiyia, especialmente entre las ciudades de Vasilivka y Oríjiv.
En las últimas semanas, Rusia ha reforzado sus defensas en la región central de Zaporiyia, especialmente entre las ciudades de Vasilivka y Oríjiv.   -   Derechos de autor  euronews / ISW

El Ministerio de Defensa británico y el Instituto para el Estudio de la Guerra, con sede en Estados Unidos, coinciden en que las fuerzas rusas se están preparando para posibles contraofensivas ucranianas. La cuestión es: ¿Dónde se producirán exactamente?

Dos posibles escenarios: Lugansk y Zaporiyia

El Ministerio de Defensa británico sugirió que las fuerzas rusas se enfrentan a dos escenarios igualmente complejos: uno en el noreste de Ucrania, en la región de Lugansk, y otro en el sur, en la región de Zaporiyia.

En las últimas semanas, Rusia ha reforzado sus defensas en la región central de Zaporiyia, especialmente entre las ciudades de Vasilivka y Oríjiv.

Rusia mantiene mucha presencia en esta zona, dice el ministerio de defensa del Reino Unido. Un avance ucraniano en Zaporiyia podría cuestionar seriamente la viabilidad del puente terrestre ruso que une la región de Rostov con la región ocupada de Crimea.

La segunda posible contraofensiva sería un avance ucraniano en la región de Lugansk que podría desbaratar aún más el objetivo militar ruso de ocupar todo el Dombás.

El Ministerio de Defensa británico considera que el hecho de que Rusia haya trabajado en la mejora de las defensas sugiere que es muy probable que los comandantes estén preocupados por un gran ataque.

Pero decidir cuál de estas amenazas hay que contrarrestar primero seguramente sea uno de los principales dilemas de los estrategas rusos.

Más de diez meses después de la invasión rusa, la entrega de los nuevos vehículos de combate blindados por parte de los aliados occidentales a Ucrania en los últimos días indicaba la llegada de una nueva fase de contraofensivas ucranianas. El portavoz del Kremlin, Dmitry Peskov, declaró a la prensa el lunes que "este suministro no podrá cambiar nada".