Euronews ya no es accesible en Internet Explorer. Microsoft no actualiza este navegador y no admite las últimas mejoras técnicas. Le recomendamos que utilice otro navegador, como Edge, Safari, Google Chrome o Mozilla Firefox.
Última hora

¿Pone el Brexit en peligro los Acuerdos del Viernes Santo?

¿Pone el Brexit en peligro los Acuerdos del Viernes Santo?
Euronews logo
Tamaño de texto Aa Aa

Vincent McAviney, Euronews: "Estoy en la República de Irlanda, en uno de los puestos fronterizos con Irlanda del Norte. Hoy por hoy hay más cruces entre estos dos países que en todo el flanco oriental de la Unión Europea. Cientos de caminos, vías fluviales e incluso carreteras se entrecruzan entre los dos países. La única forma de saber en cuál de los dos países estás es el color de las señales de tráfico.

El Acuerdo de Paz del Viernes Santo firmado de 1998 eliminó todas las infraestructuras fronterizas, construida durante los años de "The Troubles", o los problemas. Muchas carreteras estaban cortadas, en otras había controles militares. El caso es que la población no podía moverse libremente. Pero todo aquello cambió en las dos últimas décadas...y como pueden ver, ahora que estoy en Irlanda del Norte, no hay ninguna señal en este puente que les diga que no hay controles, pero todo eso podría estar a punto de cambiar en las próximas semanas dependiendo de cómo vaya Brexit. Porque esta podría ser una nueva frontera aduanera para la Unión Europea, podría causar problemas en el proceso de paz y lo cierto es que aquí la gente está muy preocupada".

Este circuito cerrado de televisión sustenta esos temores. El pasado sábado 19 de enero, miembros de un grupo republicano disidente abandonan este coche en el centro de Londonderry. Pasan unos adolescentes, y segundos después, detona una bomba. Nadie resultó herido, pero reavivó los temores de una vuelta al pasado más turbio.

Peter Sheridan, exoficial de policía, trabajó 34 años en la lucha fronteriza contra la delincuencia organizada y el terrorismo. Le pregunto por qué las fronteras podrían ser una fuente de tensión aquí: "En cuanto pusieron el primer puesto de aduanas, empezaron los ataques contra los oficiales de aduanas, por lo que la policía acabó custodiando puestos y oficiales de aduanas. Y luego, cuando atacaron a su vez a la policía, el ejército entró para proteger a la policía, y luego, cuando ya comenzaron a atacar a los soldados, construyeron cosas para protegerse a sí mismos. ¿Sabe? Nunca fue lo que se pretendió, pero son ese tipo de consecuencias imprevistas y del aumento de la seguridad, como dicen ellos. Si empiezan de nuevo las protestas y la resistencia, comenzará el círculo de nuevo. Es cierto que llevará tiempo...no podrán hacerlo de la noche a la mañana y tratarán de prevenir todo eso, pero yo sólo puedo hablar de la historia de este lugar".

Esa tensión histórica es algo que Tara y Conor, ambos estudiantes de 21 años de la Queen's University de Belfast, pensaban que sólo verían en sus libros de texto, ahora temen verla en la calle.

Tara Ni Chonghaile, universitaria: "Fue una solución muy singular, y creo que el proceso de paz que cristalizó con el Acuerdo del Viernes Santo dejó un equilibrio adecuado. Por eso, cualquier cosa que lo altere, como lo que está viendo ahora, puede marcar un giro de 180 grados".

Conor McArdle, universitario: "Si viera infraestructura física allí, me enfadaría, por supuesto. No recurriría a la violencia, espero que no, pero eso enoja a la gente y si tienes un Brexit duro y la economía se hunde aquí, vas a ver a muchos jóvenes descontentos. Especialmente en las regiones fronterizas que los gobiernos han dejado en la cuneta. Si no tienen nada que hacer, la noción romántica de luchar por la libertad irlandesa o de luchar por defender el Ulster puede colar facilmante".

Vincent McAviney, Euronews: "Tanto en Irlanda del Norte como en el resto del Reino Unido, las miradas están puestas en la votación en Westminster, pero con el proceso de paz esté peligro, lo que está en juego parece mucho más importante".