Euronews ya no es accesible en Internet Explorer. Microsoft no actualiza este navegador y no admite las últimas mejoras técnicas. Le recomendamos que utilice otro navegador, como Edge, Safari, Google Chrome o Mozilla Firefox.
Última hora

Nasser Al-Attiyah a la cabeza del Silk Way Rally

Nasser Al-Attiyah a la cabeza del Silk Way Rally
Euronews logo
Tamaño de texto Aa Aa

Segunda etapa del Silk Way Rally desde el Lago Baikal hasta Buryatia. Los conductores experimentaron diversos problemas e incluso algunos tuvieron que abandonar la carrera.

En la categoría de motos, el francés Xavier de Soultrait, tercero de la etapa de ayer, tuvo que retirarse debido a un fallo técnico.

El británico Sam Sunderland se proclamó vencedor de la etapa después de 2 horas, 20 minutos y 30 segundos, algo que no había planeado ya que esperaba comenzar más atrás la larga etapa de mañana.

En cuanto a los coches, Yazeed Al-Rajhi, que comenzó tercero hoy, ganó rápidamente ventaja. Líder durante el primer tercio de la carrera, su motor falló, obligándole a terminar la etapa antes de tiempo.

El piloto holandés Eric van Loon tuvo problemas con la transmisión de su Toyota Hilux, pero se las arregló para repararlo y finalizar la etapa.

Por otro lado, Nasser Al-Attiyah parece haber dejado atrás sus problemas. Líder de su categoría una vez más, la distancia comienza a ser más prominente en la clasificación general.

En la categoría de camiones, el Kamaz de Anton Shibalov sufrió un pinchazo y ya sabemos lo difícil que es cambiar un neumático de un camión como este. Si bien es cierto que las tripulaciones de los Kamaz normalmente lo hacen en menos de 8 o 9 minutos, hay que tener en cuenta que cada minuto es extremadamente valioso.

Mientras tanto los tripulantes de los Maz comandados por Aleksei Vishnevsky y Aleksandr Vasilevsky perdieron tiempo entre los puntos de descanso 1 y 2. Una vez más Sergei Vyazovich registró los mejores resultados de la competición.

Dejando atrás las etapas especiales de Rusia, mañana nos adentraremos en Mongolia. Una verdadera terra incognita para los pilotos del Silk Way Rally.