This content is not available in your region

Fracasa el intento de destitución contra el presidente peruano Pedro Castillo

Access to the comments Comentarios
Por Amaranta Zermeno Jimenez  con AP, AFP, EFE
euronews_icons_loading
Opositores al gobierno del presidente Pedro Castillo se enfrentan a la policía antidisturbios, 7/12/2021, Lima, Perú
Opositores al gobierno del presidente Pedro Castillo se enfrentan a la policía antidisturbios, 7/12/2021, Lima, Perú   -   Derechos de autor  Martin Mejia/Copyright 2021 The Associated Press. All rights reserved

Perú se divide ante el fracaso del intento de destitución del presidente Pedro Castillo.

Con sólo 4 meses en el cargo presidencial, la derecha y la ultraderecha peruana realizaron el pedido de proceso de destitución contra Castillo "por incapacidad moral", que fue rechazado este martes por el Congreso al quedar a seis votos de conseguir los 52 necesarios para admitir a trámite la moción.

Patricia Chirinos, diputada de Avanza País, que presentó la moción de destitución:

"Las acciones de quien se jacta de ser el presidente del pueblo. Pero que, en realidad, se ha convertido en el verdugo de los peruanos, sobre todo de los más pobres".

Al borde de enfrentarse con la policía, tanto partidarios como opositores a la moción de destitución se manifestaron frente al Congreso en Lima. Algunos defendían a su presidente, y otros insistían que Castillo es "una persona peligrosa para la democracia"."

Ahora que la iniciativa quedó archivada, el mandatario podrá respirar tranquilo al menos tres meses, pues la próxima semana el Parlamento entra en receso hasta marzo y hasta entonces no podrá intentar nuevamente la destitución del jefe de Estado.

Este es el quinto pedido del Congreso en cuatro años para destituir a un presidente en Perú, un país que ha estado plagado de inestabilidad política en los últimos años.

La primera de más mociones

Es más que probable que la derecha peruana no se conforme con este fracaso, según anticipó en declaraciones la politóloga peruana Paula Távara.

"Creo que aquí no se acaba. Esto no es una carrera de velocidad sino una maratón. Habrá intentos e intentos", adelantó Tavara, para quien este pedido de vacancia lo que buscaba realmente era forzar al presidente a comparecer ante el Congreso.

"Creo que sabían que no se iba a llegar a la vacancia, pero sí a exponer a Castillo a los insultos, pues la destitución no sería un tema de argumentos", añadió.

La politóloga vislumbró que en los próximos intentos serán claves los partidos considerados de centro o centroderecha como Acción Popular y Alianza Para el Progreso (APP), que esta vez dieron su apoyo a Castillo pero que no está asegurado que voten igual en próximas ocasiones.

"No hay un augurio de tranquilidad para el país en el largo plazo, ni en el mediano", concluyó.

Esta moción de destitución presidencial era la quinta presentada en el Parlamento en los últimos cuatro años, lo que impidió culminar sus mandatos a los expresidentes Pedro Pablo Kuczynski (2016-2018) y Martín Vizcarra (2018-2020).