This content is not available in your region

El Ministerio de Exteriores de Hungría convoca al embajador ucraniano

Access to the comments Comentarios
Por Reuters
Hungary will not allow lethal weapons for Ukraine to transit its territory - FM
Hungary will not allow lethal weapons for Ukraine to transit its territory - FM   -   Derechos de autor  Thomson Reuters 2022

BUDAPEST, 6 abr – El Ministerio de Asuntos Exteriores de Hungría convocó el miércoles al embajador de Ucrania por lo que calificó de comentarios ofensivos de Kiev sobre la postura de Budapest ante la invasión rusa.

El ministro de Asuntos Exteriores húngaro, Peter Szijjarto, dijo en comentarios publicados tres días después de la reelección del primer ministro húngaro, el nacionalista Viktor Orbán, que Hungría ha condenado la invasión rusa, reconocido la soberanía de Ucrania y acogido a cientos de miles de refugiados que huyeron de la guerra.

Por ello, es “hora de que los líderes ucranianos dejen de insultar a Hungría y reconozcan la voluntad del pueblo húngaro”, dijo Szijjarto en un comunicado, en referencia a la aplastante victoria electoral del domingo del partido de Orbán, Fidesz.

“Esta no es nuestra guerra, por lo que queremos y nos mantendremos al margen”, añadió Szijjarto, reiterando la postura que ayudó a Orbán a ganar un cuarto mandato consecutivo.

El presidente ucraniano, Volodímir Zelenski, dijo el martes que Orbán teme la influencia de Rusia y que tendrá que elegir entre Moscú y el “otro mundo”.

Orbán, que ganó fácilmente la que las encuestas habían pronosticado hasta poco antes del día de las elecciones como una votación ajustada, ha condenado la invasión rusa, que el Kremlin califica de “operación militar especial”, y no ha vetado las sanciones de la Unión Europea contra Moscú.

Pero se ha abstenido de criticar directamente al presidente ruso Vladimir Putin y ha dicho que no está de acuerdo con las sanciones de Occidente, rechazando la idea de frenar las importaciones de petróleo y gas de Rusia, diciendo que eso arruinaría la economía de Hungría.

La UE actuó con rapidez y decisión para imponer una serie de sanciones sin precedentes a Moscú tras la invasión, pero ha tenido dificultades para mantenerse unida respecto a la prohibición de las importaciones de petróleo y gas porque muchos Estados miembros dependen en gran medida de la energía rusa.

Orbán obtuvo una victoria aplastante en las elecciones parlamentarias del domingo, en las que los votantes respaldaron su visión de un Estado conservador y “antiliberal”, haciendo caso omiso de las preocupaciones por los estrechos vínculos comerciales de Budapest con Moscú.

El mandatario húngaro, que lleva mucho tiempo siendo una espina clavada en el costado de las autoridades de la Unión Europea en Bruselas, se ha enfrentado a críticas poco frecuentes por parte de sus aliados nacionalistas de la vecina Polonia por su cautelosa postura ante la guerra.