This content is not available in your region

Primer ministro de Pakistán es derrocado en una moción de censura en el parlamento

Access to the comments Comentarios
Por Reuters

Por Asif Shahzad y Syed Raza Hassan

ISLAMABAD, 10 abr – El primer ministro de Pakistán, Imran Khan, perdió un voto de confianza en el parlamento el domingo, dijo el presidente de la cámara baja, luego de las deserciones de los socios de la coalición que lo culpan por el deterioro de la economía y el incumplimiento de sus promesas de campaña.

El anuncio del resultado de la votación se produjo justo antes de la 0100 (2000 GMT) después de múltiples aplazamientos en la cámara baja provocados por miembros del partido de Khan, quienes dijeron que había una conspiración extranjera para expulsar a la estrella del críquet convertida en político.

Los partidos de oposición pudieron asegurar 174 votos en la cámara de 342 miembros en apoyo de la moción de censura, dijo el presidente del parlamento, Ayaz Sadiq, por lo que fue un voto mayoritario. Solo unos pocos legisladores del partido gobernante de Khan estuvieron presentes en la votación.

La votación se produjo después de que el poderoso jefe del ejército del país, el general Qamar Javed Bajwa, se reuniera con Khan, dijeron dos fuentes, mientras aumentaban las críticas por la demora en el proceso parlamentario.

El líder de la oposición, Shehbaz Sharif, es el favorito para gobernar la nación que posee armas nucleares y donde el ejército ha gobernado durante la mitad de su historia.

Shehbaz, de 70 años, hermano menor del tres veces primer ministro Nawaz Sharif, tiene fama de administrador eficaz.

Khan, de 69 años, subió al poder en 2018 con el apoyo de los militares, pero recientemente perdió su mayoría parlamentaria cuando los aliados renunciaron a su gobierno de coalición. También hubo señales de que había perdido el apoyo de los militares, dijeron analistas.

Los partidos de oposición dicen que no ha logrado revivir una economía golpeada por COVID-19 o cumplir las promesas de hacer de Pakistán una nación próspera y libre de corrupción respetada en el escenario mundial.