This content is not available in your region

Agencia asuntos indígenas de Brasil investiga denuncias de violación de yanomamis por mineros

Access to the comments Comentarios
Por Reuters
Agencia asuntos indígenas de Brasil investiga denuncias de violación de yanomamis por mineros
Agencia asuntos indígenas de Brasil investiga denuncias de violación de yanomamis por mineros   -   Derechos de autor  Thomson Reuters 2022

BRASILIA, 27 abr – La agencia de asuntos indígenas del Gobierno brasileño, Funai, dijo el miércoles que está investigando el reporte de que una adolescente yanomami murió después de ser secuestrada y violada por mineros ilegales de oro en su reserva.

“Funai está siguiendo el caso”, dijo la agencia por correo electrónico, y añadió que estaba trabajando con las fuerzas del orden para proteger al pueblo yanomami en el norte de Brasil.

La policía federal del estado de Roraima dijo que sólo había oído hablar del caso en los medios de comunicación.

Globo TV informó de que una adolescente de 12 años murió tras ser violada por mineros que invadieron una aldea yanomami en el río Uraricoera, en la región de Waikas. Globo TV citó al consejo de salud yanomami Condisi, que dijo que informó a la Policía Federal y al Ejército brasileño el lunes por la noche.

Reuters no pudo confirmar de forma independiente esta información.

El pueblo yanomami vive junto a la frontera con Venezuela, en la mayor reserva indígena de Brasil, que ha sido invadida ilegalmente por miles de gambusinos, provocando la contaminación de los ríos, incidentes con disparos y otros abusos.

El dirigente de la tribu Darío Kopenawa dijo que la Asociación Hutukara Yanomami está investigando lo sucedido, y acusó al organismo gubernamental de no ayudar a su pueblo.

“Funai está mintiendo. No hacen nada para protegernos. Están apoyando la actividad minera ilegal”, dijo Kopenawa a Reuters.

El auge de la minería ha provocado enfermedades, violencia y graves violaciones de los derechos humanos del pueblo yanomami, según un estudio reciente que culpaba a los altos precios del oro y al permiso tácito del Gobierno.