This content is not available in your region

Muratov subasta su Nobel de la paz y recauda más de 100 millones para los niños ucranianos

Access to the comments Comentarios
Por Angelica Parra Hernandez  & Euronews  con Agencia EFE
euronews_icons_loading
Periodista ruso Dmitry Muratov, premio Nobel de la paz
Periodista ruso Dmitry Muratov, premio Nobel de la paz   -   Derechos de autor  Eduardo Munoz Alvarez/Copyright 2022 The Associated Press. All rights reserved.

El periodista Dmitry Muratov decidió donar 103,5 millones de dólares a Unicef para ayudar a los niños ucranianos. Este dinero fue recaudado en la venta de su medalla de premio Nobel de la paz, en una subasta que se llevó a cabo este lunes en la casa de subastas Heritage ubicada en Nueva York.

Muratov es cofundador y redactor jefe del periódico independiente Novaya Gazeta en Rusia, el cual se encuentra suspendido desde marzo de este año luego de una segunda advertencia por parte del Servicio Federal de Supervisión de las Telecomunicaciones, Tecnologías de la Información y Medios de Comunicación (Roskomnadzor) del Kremlin.

El periodista recibió este premio junto a la periodista filipina Maria Ressa en el año 2021, por su lucha para defender la democracia y la libertad de prensa y de expresión.

"Sí, tenemos una sensación de impotencia en el periódico, porque la lucha ha comenzado, la gente está muriendo, ¿y mi país está involucrado en todo esto? ¡Nuestro país! No sabíamos qué podíamos hacer. Y este sentimiento de impotencia que empezó el 24 de febrero es familiar para muchos”, comenta Muratov.

Muratov fue vitoreado en la casa Heritage, pero dijo que para él "no se trataba de ninguna fiesta". Antes de comenzar la puja recordó que, de los 16 millones de refugiados ucranianos un 40 % son niños, y que dos tercios de los niños ucranianos han tenido que dejar sus hogares, algo que según él jamás había sucedido en un conflicto en tan poco tiempo.

El periódico Novaya Gazeta, reconocido por investigar temas relacionados con la corrupción gubernamental y las violaciones de los derechos humanos, entre otros, ha sido también conocido por el asesinato de varios de sus periodistas, como lo declaró Muratov al dedicar su Nobel de la paz a estos compañeros.  

La casa Heritage renunció a cobrar las tasas que se acostumbran en las subastas, por lo que el importe completo irá destinado a Unicef.