EventsEventosPodcasts
Loader

Encuéntranos

PUBLICIDAD

Mezcla cultural en el Festival Guarida del Diablo húngaro

Foto del festival Guarida del Diablo
Foto del festival Guarida del Diablo Derechos de autor Rita Kónya / Euronews
Derechos de autor Rita Kónya / Euronews
Por Rita Kónya
Publicado
Compartir esta noticiaComentarios
Compartir esta noticiaClose Button
Copia/pega el link embed del vídeo de abajo:Copy to clipboardCopied

Hungría celebra el decimo sexto encuentro cultural Guarida del Diablo, popular por su espiritualidad e intimidad.

PUBLICIDAD

Es el décimo sexto Festival Cultural Guarida del Diablo que se ha celebra en el sur del país. Más de 500 actos se han organizado en dos hermosos pueblos. Ha estado compuesto por representaciones teatrales, eventos literarios, arte, actividades familiares y conciertos.

Este año se hizo especial hincapié en la memoria de Tamás Cseh, famosísimo cantautor húngaro, uno de los mecenas hereditarios del festival, que este año habría cumplido 80 años (falleció en 2009). En espectáculos de calle, conciertos y exposiciones, se evocó al legendario cronista del siglo XX

A pesar de la peculiaridad de su nombre, el festival es conocido por su intimidad y tranquilidad.

"Trae a tus amigos pero si vienes solo, también encontrarás tu sitio sin ellos, siempre encontrarás algo que te satisfaga, los conciertos son divinos", señala uno de los jóvenes que ha acudido al festival.

El encuentro, también conocido como Katlan o "caldero", transmite esta sensación de libertad y espiritualidad. Cuenta con su propia reserva indígena, para la contemplación interna.

László Bérczes, fundador del festival, apunta: "Si pudiera recopilaría las palabras pronunciadas aquí durante estos días, todas ellas, de las que sólo son testigos los árboles, las nubes, la hierba, y entonces veríamos que esas palabras no tienen nada que ver con la desafortunada, degradada y empobrecida situación húngara en la que vivimos".

El Festival de la Guarida del Diablo comenzó hace 16 años. Las circunstancias han cambiado y se han vuelto más difíciles desde entonces, pero esta comunidad ha constatado año tras año esa necesidad de retirarse de la rutina diaria en lugares diminutos e íntimos.

Compartir esta noticiaComentarios

Noticias relacionadas

Hungría es el único país de la UE sin mujeres en el Gobierno

Se alcanza una multa récord en Hungría por vender un libro de contenido homosexual

La marcha del Orgullo de Budapest recuerda la "preocupante" legislación de Hungría