EventsEventosPodcasts
Loader
Encuéntranos
PUBLICIDAD

Polonia reintroduce controles en la frontera con Eslovaquia en medio de la campaña electoral

Guardias fronterizos en la frontera entre Polonia y Eslovaquia.
Guardias fronterizos en la frontera entre Polonia y Eslovaquia. Derechos de autor Petr David Josek/Copyright 2022 The AP. All rights reserved
Derechos de autor Petr David Josek/Copyright 2022 The AP. All rights reserved
Por Magdalena Chodownik
Publicado
Compartir esta noticiaComentarios
Compartir esta noticiaClose Button
Copia/pega el link embed del vídeo de abajo:Copy to clipboardCopied

Las autoridades polacas ya han detenido unas 1800 personas en toda la frontera con Eslovaquia.

PUBLICIDAD

Polonia reintroduce controles en la frontera con Eslovaquia durante 10 días. 

Esta medida surge tras el aumento de la llegada de migrantes en situación irregular procedentes de la llamada "ruta de los Balcanes", que intentan llegar a Europa Occidental a través de Polonia. 

Por el momento, las autoridades ya han detenido a más de 1 800 personas a lo largo de toda esta frontera.

Solo en un tramo de la frontera con Eslovaquia, el llamado "tramo de Silesia", el número de detenidos en relación con el cruce irregular de fronteras crece rápidamente.

Szymon Moscicki, teniente segundo y portavoz de prensa de la Unidad de la Guardia de Fronteras de Silesia, explica: "En septiembre ya fueron detenidas casi 400 personas, y actualmente hay casi 800 detenidos. Estas personas son entregadas a la parte eslovaca en el marco de la llamada radmisión. Los agentes del Departamento de la Guardia Fronteriza de Silesia también detuvieron a 40 contrabandistas. Esta noche se ha producido una persecución, se ha parado el coche y había 9 migrantes en el vehículo. Estas personas tenían documentos expedidos por la parte eslovaca, que mostraban que probablemente eran ciudadanos sirios. El conductor era un marroquí con residencia legal en Alemania".

Los expertos en migración y los trabajadores humanitarios siguen viendo grandes lagunas a la hora de abordar la situación, tanto en lo que respecta a los derechos humanos como a la eficacia de las acciones emprendidas a lo largo de los años.

 Karol Wilczynski, experto en migraciones, activista humanitario, afirma: "Se habla de los migrantes, a lo sumo, como mano de obra. Nadie los trata con respeto, nadie se fija en sus derechos humanos. Nadie intenta desarticular estas redes de contrabandistas; el último "escándalo de los visados" [un escándalo de corrupción relacionado con los sobornos recibidos por personas del Ministerio de Asuntos Exteriores a cambio de visados polacos] demuestra que los Gobiernos están más bien dispuestos a cooperar con los contrabandistas para obtener de ello algún beneficio personal".

Además de Polonia, la República Checa y Austria también han reintroducido controles fronterizos y Alemania también aumentó las patrullas a lo largo de la frontera con Polonia.

"Hay un reclamo político, no sólo en Polonia. Es un esfuerzo coordinado que está sucediendo en medio de la campaña política, la campaña electoral en Polonia, pero es parte de un proceso en el que los países tratan de hacer frente al control de las fronteras exteriores de la UE", cuenta Wojciech Przybylski, analista político de Visegrad Insight.

El tema de la migración y las fronteras vuelve a ser uno de los más importantes en Polonia, en la campaña electoral en curso, así como en toda la Unión Europea. A día de hoy, de todas las fronteras polacas, solo la marítima no está controlada adicionalmente.

Compartir esta noticiaComentarios

Noticias relacionadas

Polonia | Donald Tusk encabeza una marcha de la oposición a dos semanas de las elecciones

Bruselas, ¿te quiero? La relación Polonia-Ucrania y el futuro del automóvil en Europa

El primer ministro de Eslovaquia, Robert Fico, reaparece en un vídeo