Sospechas de corrupción sobre la candidata Sylvie Goulard

Sospechas de corrupción sobre la candidata Sylvie Goulard
Derechos de autor REUTERS/Francois Walschaerts
Derechos de autor REUTERS/Francois Walschaerts
Por Escarlata Sanchez
Compartir esta noticiaComentarios
Compartir esta noticiaClose Button
Copia/pega el link embed del vídeo de abajo:Copy to clipboardCopied

Sospechas de corrupción sobre la candidata a comisaria europea Sylvie Goulard. La exministra de Defensa está siendo investigada por desvío de fondos durante el periodo en que era europarlamentaria del partido centrista MoDem.

PUBLICIDAD

Las sospechas de corrupción cercan a la candidata de Macron a comisaria europea. La Eurocámara tiene serias dudas ante Sylvie Goulard, exministra de Defensa, investigada por desvío de fondos durante el periodo en que era europarlamentaria del partido centrista MoDem. A pesar de proclamar que "está limpia" y justificarse durante tres horas no ha terminado de convencer a los eurodiputados.

"I'm clean, estoy limpia, dijo Goulard en inglés. He respetado la decisión del secretario general de este Parlamento. Estoy tranquila y tengo confianza porque como ya les he dicho no estoy imputada. Por supuesto que respetaré la decisión de la justicia y especialmente les pido a todos un gran respeto por la presunción de inocencia".

Entre 2013 y 2014, durante siete meses, Goulard continuó pagando el sueldo de asistente parlamentario a un miembro de su equipo que ya no ejercía como tal y se dedicaba a labores internas del partido. Para acallar las críticas, la exministra aceptó reembolsar al Parlamento 45.000 euros, cifra que se estima abonó irregularmente con fondos europeos. Además, están en causa reproches deontológicos por su trabajo para un think tank estadounidense que le pagó más de 10.000 euros mensuales cuando todavía era eurodiputada.

Compartir esta noticiaComentarios

Noticias relacionadas

Francia propone a Thierry Breton como comisario europeo

Margaritis Schinas defiende los valores europeos

Dos aspirantes a comisarios, enviados a la repesca