This content is not available in your region

La escasez de gasóleo en Europa amenaza con frenar el crecimiento económico

Traders warn of Russia-related diesel and gas shortages
Traders warn of Russia-related diesel and gas shortages   -   Derechos de autor  Thomson Reuters 2022
Por Reuters

Por Bozorgmehr Sharafedin y Rowena Edwards

LONDRES, 24 mar – Las economías europeas se enfrentan al riesgo de escasez de gasóleo, el combustible preferido por la industria pesada, ya que las sanciones a la energía rusa amenazan con interrumpir las importaciones, mientras que el suministro de otros lugares sigue siendo limitado.

Rusia es el mayor proveedor europeo de gasóleo —también denominado diésel o gasóil— y combustibles afines, y envía más de tres cuartos de millón de barriles al día para su uso en la maquinaria pesada europea, el transporte, la agricultura, la pesca y para la electricidad y la calefacción.

El aumento de los precios del gasóleo en Europa ya ha repercutido en la industria al elevar los costes del combustible y el transporte, lo que se traslada a los consumidores a través de un aumento de los costes en toda la economía.

“Los Gobiernos tienen muy claro que existe un vínculo evidente entre el gasóleo y el PIB, porque casi todo lo que entra y sale de una fábrica lo hace con gasóleo”, afirma John Cooper, director general de Fuels Europe, división de la Asociación Europea de Refinadores de Petróleo.

Estados Unidos ha prohibido las importaciones de petróleo ruso en respuesta a la invasión rusa de Ucrania, Reino Unido ha dicho que eliminará la importación de petróleo y productos petrolíferos rusos para finales de 2022, y la Unión Europea está evaluando una prohibición.

Mientras tanto, varias compañías petroleras han dejado de comprar a Rusia por miedo a la oposición pública, por las dificultades para conseguir financiación y seguros y por la reticencia de los armadores a cargar en puertos rusos.

Alrededor de 760.000 barriles diarios de flujos de gasóleo ruso hacia Europa estarían en riesgo, necesitando ser reemplazados, si los compradores europeos los rechazan, según la consultora energética FGE.

A las refinerías europeas les resultará difícil aumentar la producción de destilados medios, que incluyen el gasóleo y el combustible para calefacción, según Cooper, por lo que Europa deberá encontrar otras fuentes de gasóleo, probablemente a precios más altos.

PAÍSESMÁSEXPUESTOS

Rusia representa alrededor de la mitad de las importaciones de gasóleo de Europa, según declararon el martes Russell Hardy y Torbjorn Tornqvist, directores ejecutivos de Vitol y Gunvor, respectivamente, en la Cumbre Global de Materias Primas del FT.

Arabia Saudí, el segundo mayor proveedor, representó sólo el 12% de las importaciones en 2021, según FGE.

Francia importó 25 millones de toneladas de gasóleo en 2020, una cuarta parte de las cuales fueron rusas, según la Asociación Francesa de la Industria del Petróleo (UFIP).

Y Francia puede tener dificultades para encontrar suministros alternativos.

“Calculamos que entre el 10 y el 15% puede encontrarse en otros lugares”, dijo este mes Olivier Gantois, director de la UFIP.

En el Reino Unido, Rusia suministró el 18% del gasóleo en 2020, según cifras oficiales.

Un portavoz de la Asociación de la Industria Petrolera del Reino Unido (UKPIA) dijo a Reuters que los proveedores de combustible están trabajando con el Gobierno para suministrar los combustibles que el Reino Unido necesita “mientras se ajustan las rutas de suministro a largo plazo para reducir la dependencia del crudo y los productos petrolíferos rusos”.

Para Alemania la situación parece más complicada, ya que tiene menos opciones para reducir su gran dependencia del gasóleo ruso, según fuentes comerciales.

Alemania dependía de Rusia para casi el 30% de sus importaciones de gasóleo en 2020, según datos de la agencia de estadísticas de la UE.

A pesar de la decisión de varias empresas de autosancionarse, el flujo de productos refinados rusos sigue entrando en Alemania, según fuentes comerciales e industriales, y se espera que siga igual ante la ausencia de suministros alternativos.

“No hay suficiente gasóleo para no tomar [gasóleo ruso] en este momento”, dijo una fuente comercial.

“Vemos que algunos prefieren el crudo no ruso, pero si no hay alternativa, lo tomarán”, añadió la fuente.

ESCASEZMUNDIAL DE GASÓLEO

Las existencias mundiales de gasóleo y otros destilados medios han caído al nivel estacional más bajo desde 2008 debido a las paradas de las refinerías durante el inicio de la pandemia y al aumento de la demanda desde entonces.

A diferencia de Europa, que tiene escasez de gasóleo, Oriente Medio suele tener un superávit debido a los mayores funcionamientos de las refinerías, con rendimientos que favorecen en gran medida al gasóleo.

Se espera que el excedente neto aumente a 1,33 millones de barriles diarios (bdp) este año, según FGE. Sin embargo, no todos los productos de Oriente Medio cumplen las normas de baja contaminación exigidas en los mercados europeos. Los productores de Oriente Medio exportan sus productos a todo el mundo.

Una fuente más probable de barriles de sustitución para Europa es Estados Unidos, que tendrá un excedente neto de 1,1 millones de bpd este año, según FGE.

Pero el aumento de los flujos hacia Europa desde Oriente Medio y Estados Unidos llevará tiempo, según un comerciante, que añadió que por esta razón “por ahora las cosas tendrán que seguir igual”.

Además, el aumento de los flujos comerciales de gasóleo entre Estados Unidos y Europa podría tener efectos concadenados en otros lugares.

Como los países europeos disponen de más dinero en efectivo, podrían sobrepujar a los países latinoamericanos, creando una escasez en América Latina, dijeron los analistas de FGE.

“El mercado del gasóleo está muy ajustado y posiblemente nos dirijamos a un desabastecimiento. Probablemente Europa pueda pagar. El problema es lo que ocurre con África y América Latina”, dijo el martes el director general de Trafigura, Jeremy Weir.

“Estamos muy preocupados por el agotamiento de las existencias que se producirá en África, que depende en gran medida del gasóleo para la generación de energía”, añadió Weir.

PRECIOSELEVADOS

Los elevados precios del gasóleo también podrían reducir la demanda entre los propietarios de vehículos particulares, que representan un consumo de un millón de barriles diarios en Europa.

“Los precios medios del gasóleo en los surtidores de Europa son ahora más caros que los de la gasolina. Es la primera vez en la historia. Si los precios suben, podría obligar a los propietarios de vehículos particulares a reducir el uso de los vehículos”, dijo Cuneyt Kazokoglu, jefe de análisis de la demanda de petróleo de FGE.

Con la oferta restringida, el precio sube hasta un punto en que se reduce la demanda, aunque la predicción de dichos niveles sigue sin estar clara, según los analistas.

Sin embargo, ya están apareciendo signos de destrucción de la demanda

“El precio del combustible es extremadamente volátil en estos momentos y para algunos buques pesqueros se está acercando al punto de inflexión en el que no es viable embarcarse en una salida de pesca”, declaró a Reuters Barrie Deas, director general de la Federación Nacional de Organizaciones de Pescadores del Reino Unido.

El aumento de los costes del combustible también se suma a los problemas en las cadenas de suministro de alimentos derivados de las interrupciones en las exportaciones de cereales y fertilizantes del mar Negro.