EventsEventosPodcasts
Loader
Encuéntranos
PUBLICIDAD

Olas de calor, lluvias torrenciales: ¿afecta el cambio climático a tus vacaciones?

Hundreds of people headed to the beach of La Malagueta during April's high temperatures.
Hundreds of people headed to the beach of La Malagueta during April's high temperatures. Derechos de autor Europa Press/ABACA via Reuters Connect
Derechos de autor Europa Press/ABACA via Reuters Connect
Por Rosie Frost
Publicado Ultima actualización
Compartir esta noticiaComentarios
Compartir esta noticiaClose Button

A medida que Europa se calienta, las condiciones meteorológicas cada vez más extremas podrían influir en el lugar al que decida viajar.

PUBLICIDAD

**Es innegable que el tiempo desempeña un papel importante a la hora de disfrutar de las vacaciones. **Sin embargo, aunque la mayoría de la gente busca el sol, el calor tiene un límite. Sobre todo si ese calor viene acompañado de lluvias intensas, inundaciones o incendios forestales.

Y, como el tiempo extremo y las condiciones impredecibles son cada vez más frecuentes en Europa debido al cambio climático, los viajeros podrían sufrir trastornos este verano.

El clima extremo ya ha afectado a Europa este año

En enero, ocho países -Bielorrusia, República Checa, Dinamarca, Letonia, Liechtenstein, Lituania, Países Bajos y Polonia- establecieron el primer día del mes nuevos récords históricos de calor estacional. Francia también batió récords de calor ese día.

Luca Bruno/Copyright 2023 AP
Un hombre lleva una maleta en una carretera inundada de Faenza, ItaliaLuca Bruno/Copyright 2023 AP

El calor impropio de la estación hizo que en muchos famosos destinos de esquí europeos no nevara o nevara muy poco, incluidas algunas zonas de los Alpes. Algunos se vieron obligados a recurrir por completo a la nieve artificial.

En abril, Portugal y España sufrieron un calor extremo, con temperaturas que oscilaron entre los 36,9 °C y los 38,8 °C en el sur de cada país. En mayo, el calor se convirtió en aguaceros e inundaciones repentinas en España, ya que algunas regiones muy frecuentadas por los turistas experimentaron sus primeras lluvias en meses.

Las calles de Murcia se convirtieron en ríos, con edificios inundados e innumerables carreteras cerradas. En algunas zonas de Valencia llovió más en pocos días que en los últimos seis meses, según la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET).

Tras una temporada de esquí seca y desastrosa, Italia también se vio afectada en mayo por unas inundaciones mortales. Seis meses de lluvia cayeron en 36 horas en la región de Emilia-Romaña, dejando al menos 13 muertos, miles de evacuados y el caos en las redes de transporte.

¿En qué lugares de Europa habrá condiciones meteorológicas extremas este verano?

El mundo podría batir nuevos récords de calor este año debido al fenómeno meteorológico de El Niño.

Este fenómeno, provocado por unas aguas del Océano Pacífico mucho más cálidas de lo habitual, significa que es probable que nos enfrentemos a olas de calor más intensas, estaciones cálidas prolongadas y tormentas más potentes.

AP Photo
Turistas se detienen a contemplar las vistas desde un jardín público en el Bairro Alto de Lisboa.AP Photo

Ya se prevé que este año sea más caluroso que 2022 y el quinto o sexto más caluroso jamás registrado.

Según el Servicio de Cambio Climático de Copernicus, es probable que las temperaturas en España, Francia e Italia superen la media en más de un 60% entre junio y agosto de este año. Predice que el sur y el oeste de Europa sufrirán la peor parte del calor.

Pero las previsiones estacionales también anuncian precipitaciones superiores a la media en el sur de Europa durante todo el verano. Sin embargo, es poco probable que estos aguaceros tengan un gran impacto en las prolongadas condiciones de sequía de estas regiones.

En definitiva, podría significar un tiempo más impredecible e intenso en el Mediterráneo durante la ajetreada temporada de vacaciones.

Las temperaturas excepcionalmente altas también aumentan el riesgo de incendios forestales, y las autoridades francesas advierten de que la temporada está empezando mucho antes de lo habitual. 

Y como es poco probable que las lluvias alivien las condiciones de sequía, los viajeros podrían ver restringido el uso del agua si deciden visitar algunas partes del sur de Europa este año.

¿Puede el calor extremo impedir que despegue su avión?

Además del calor y el tiempo extremos en los destinos turísticos europeos más populares, es posible que haga demasiado calor para volar.

El calor hace que el aire se expanda y se vuelva menos denso, lo que afecta a la capacidad de un avión para despegar de la pista. Los aviones necesitan cierta densidad de aire para captar la fuerza suficiente para despegar.

Michael Probst/Copyright 2020 The AP. All rights reserved
Un avión arranca bajo un calor resplandeciente en el aeropuerto internacional de Fráncfort, Alemania.Michael Probst/Copyright 2020 The AP. All rights reserved

A unos 52°C, los aviones más grandes, como el Boeing 747 y el Airbus A380, empiezan a tener problemas. En el caso de los aviones más pequeños, como el Boeing 737, la temperatura es inferior, en torno a los 47,5°C.

PUBLICIDAD

El calor extremo también conlleva el riesgo de que los motores se incendien y puede causar problemas con los materiales de los que están hechas las pistas en lugares donde este tipo de clima no es habitual.

Aunque las temperaturas tan altas siguen siendo bastante raras, podrían ser cada vez más probables debido al calentamiento global. Durante la ola de calor de agosto de 2021, Siracusa, en Sicilia, alcanzó la cifra récord de 48,8 °C, mientras que España llegó a los 47,6 °C, una de las temperaturas más altas jamás registradas en Europa.

En Estados Unidos, la Autoridad Federal de Aviación, la mayor agencia gubernamental de transporte del país, ya ha advertido de que los pasajeros aéreos podrían sufrir retrasos y cancelaciones a medida que el cambio climático traiga más calor.

El aumento del número de días extremadamente calurosos podría provocar la suspensión de vuelos, la imposibilidad de utilizar determinadas pistas y la reducción de las franquicias de equipaje.

¿Podrían algunos destinos populares llegar a ser demasiado calurosos para los turistas?

Aunque el sol y el calor suelen atraer a los turistas a determinados destinos, los viajeros son cada vez más conscientes de cuándo hace demasiado calor para disfrutar de él.

PUBLICIDAD

Una encuesta realizada el año pasado por InsureandGo, proveedor británico de seguros de viaje, reveló que el 71% de los encuestados pensaba que en 2027 algunas zonas de Europa serían demasiado calurosas para visitarlas en verano. Los destinos que más preocupaban eran España, Grecia, Turquía y Chipre.

Según un estudio reciente de la Universidad británica de Bristol, en 2100 los destinos vacacionales más populares de Europa podrían correr el riesgo de sufrir olas de calor sin precedentes. Otro informe advertía en abril de que París podría sufrir temperaturas veraniegas sofocantes de más de 50 °C en 2050.

La Comisión Europea de Viajes (CET) ya ha constatado que las condiciones meteorológicas favorables influyen tanto en la elección de los viajes de larga distancia como la visita a lugares de renombre internacional.

Según una encuesta reciente, el 30% de los encuestados lo considera el criterio más importante a la hora de elegir un destino. Según ETC, esto demuestra que los viajeros son cada vez más conscientes de las limitaciones que imponen las condiciones meteorológicas extremas.

Compartir esta noticiaComentarios

Noticias relacionadas

Emerge una iglesia colonial en México al bajar un embalse por la sequía

NoComment | Un dinosaurio en el Congreso de Colombia para recordar la emergencia climática

El turismo de Georgia sufre las consecuencias de la guerra entre Israel y Hamás