La policía británica descarta un tercer envenenamiento con el agente Novichok

La policía británica descarta un tercer envenenamiento con el agente Novichok
Derechos de autor REUTERS/Toby Melville
Por Euronews
Compartir esta noticiaComentarios
Compartir esta noticiaClose Button

La policía británica descarta un tercer envenenamiento con el agente Novichok. Las alarmas se dispararon tras un "incidente" ocurrido junto al restaurante en el que cenaron el exespía ruso Serguéi Skripal y su hija antes de ser envenenados.

PUBLICIDAD

Era una falsa alarma que ilustra el nivel de pánico que se ha instalado en Salisbury. La policía británica ha descartado un tercer caso envenenamiento con el agente Novichok tras investigar un misterioso "incidente" cerca del restaurante Zizzi de Salisbury, en el que cenaron el exespía ruso Sergéi Skripal y su hija antes de ser envenenados por el agente nervioso Novichok. 

Dados los "incidentes" de Salisbury y, recientemente, Amesbury, la policía está tomando "grandes medidas de precaución para garantizar la seguridad pública". La semana pasada, dos personas resultaron afectadas por el agente nervioso Novichok (un arma química fabricado por la extinta Unión Soviética) en una ciudad cercana a Salisbury. Una de ellas murió en el hospital.

En un tuit posterior la primer en el que lanzó la alarma, la Policía de Salisbury ha informado de que la zona ya no está acordonada y los servicios de emergencia han abandonado el lugar. "Entendemos que nuestra respuesta inicial a este incidente podría parecer alarmante, pero esperamos que sepan apreciar por qué estamos tomando tan grandes medidas de seguridad", añade.

El caso Skripal ha tensado enormemente las relaciones entre Rusia y el Reino Unido, que acusa a Moscú de estar detrás de estos ataques. El Kremlin lo niega con vehemencia.

Compartir esta noticiaComentarios

Noticias relacionadas

Llorar de felicidad con las lanas de Margarita

El primer paseo de Edie revoluciona el zoológico de Chester

El rey Carlos III aparece en público para la misa de Pascua, William y Kate ausentes