Última hora

Última hora

Juan Guaidó: "Nadie está dispuesto a inmolarse con Maduro"

Juan Guaidó: "Nadie está dispuesto a inmolarse con Maduro"
Tamaño de texto Aa Aa

Es un presidente, pero vale por dos, es de La Guaira y su nombre es Juan Guaidó. Dondequiera que va, se repite la misma escena. El líder de la oposición Juan Guaidó se ha convertido en una especia de héroe nacional. Pero hasta hace un mes, muy pocas personas en Venezuela sabían su nombre. Desde el 23 de enero, cuando invocó una disposición constitucional para declararse presidente interino ha sido catapultado al estrellato.

Lee la transcripción de la entrevista completa:

Anelise Borges, Euronews: "Este es un recibimiento digno de una estrella del rock, parece que les gusta tenerle por aquí."

Juan Guaidó, presidente interino de Venezuela:"Es una oportunidad para Venezuela, lo que les gusta es la oportunidad de cambiar el país. Y nuestra idea es cambiar todo el país."

Y planea empezar cambiando el Gobierno. Durante las tres últimas semanas, Juan Guaidó ha encarnado un nuevo intento de la oposición venezolana de apartar a Nicolás Maduro del poder. Pero, ¿de verdad puede hacerlo este antiguo líder estudiantil de 35 años? Tuve la oportunidad de conocer a Juan Guaidó después de uno de sus mítines en Caracas para hablar sobre el futuro incierto de Venezuela y de su turbulento presente.

Anelise Borges:"Eso ha sido bastante impresionante."

Juan Guaidó:"Sí, muy inspirador."

Anelise Borges:"Muy inspirador, sí, sin duda. Conmovedor. ¿Ahora se ha acostumbrado a esto? Es decir, usted era un líder estudiantil, un político, pero todo esto es nuevo."

Juan Guaidó:"Sí, esto sin duda es nuevo para mí, pero tiene que ver con el momento crítico que está viviendo Venezuela. Un momento muy doloroso para todos. Pero con ganas de salir adelante. Un país que quiere creer en sí mismo y esa esta es la muestra de que podemos salir adelante."

Anelise Borges, Euronews: “Señor presidente, muchas gracias por hablar con nosotros, aquí en Euronews. Nicolás Maduro me dijo que su campaña política, su movimiento político, que describe como un golpe de Estado en contra suyo, ha terminado, ha fallado. ¿Qué piensa al respecto?"

Juan Guaidó, presidente interino de Venezuela: “Bueno, Venezuela tiene años de construcción, uno, de mayoría, construcción de un movimiento, de una movilización de convertir la unidad. Hoy el 90% del país quiere salir de esta crisis. Una crisis generada por quien hoy usurpa funciones en Miraflores. Una crisis humanitaria sin precedentes. 3 millones 300 mil venezolanos, el 15% de la población se ha visto en la obligación de migrar. 53 puntos se contrajo el PIB venezolano, 2.000.000% de inflación en el último año. Difícilmente un líder civil puede dar un golpe de Estado. Eso lo hacen los militares. Si fuera un golpe de Estado, ¿por qué sigo libre? Dando entrevistas, generando movilizaciones, autorizando el ingreso de ayuda humanitaria, nombrando embajadores en el mundo. No sé. Pareciera que quien hoy está en Miraflores usurpando funciones, está desdoblado absolutamente de la realidad. Cuando vemos grandes movilizaciones, como la que vimos el 12 de febrero en Venezuela sin precedentes, en 60 puntos del territorio nacional, cuando vemos un voluntariado organizándose para el ingreso de ayuda humanitaria pacífica. No sé. Pareciera que hoy, y de manera alarmante, porque quien paga es la ciudadanía. Maduro está absolutamente desconectado de la realidad venezolana."

Anelise Borges:“Esta crisis, esta situación en la que Venezuela tiene dos presidentes, se está alargando más tiempo del que muchos observadores esperaban. ¿Le preocupa que su movimiento pueda perder fuerza, perder impulso?”

Juan Guaidó:“Sí, Venezuela tiene un presidente legítimo encargado. Lamentablemente en Venezuela hubo una elección en el 2018 que nos ha traído a esta encrucijada. El artículo 233 de nuestra Constitución me habilita para asumir la presidencia encargada y producir unas elecciones realmente libres en Venezuela. Cuando vemos a un Maduro cada vez más aislado, cada vez más retraído, que no tiene posibilidad de movilización, del que se desprende su base dura de movilización y de dirección porque, por ejemplo, Luisa Ortega Díaz, quien era fiscal, nombrada por Chávez, está hoy en el exilio. Miguel Rodríguez Torres lo mantiene preso. Todos los días se desprenden cuadros del chavismo. Así que el éxito de nuestro movimiento está garantizado. Crecen números en movilización, en ayuda internacional, en reconocimiento, en legitimidad, en captar cada vez más movimiento. Grupos sindicales, centrales sindicales, gremios, jóvenes, estudiantes, voluntarios… Así que el futuro para Venezuela está garantizado. Tenemos que organizar este duro presente, donde la gente muere de hambre, donde quienes están hoy en el régimen niegan una emergencia humanitaria sin precedentes, en este hemisferio por lo menos. Así que la buena noticia es que el futuro hoy está garantizado para Venezuela y que Maduro se queda cada vez más aislado."

Anelise Borges:“Habla de un movimiento que está creciendo, que está recibiendo cada vez más apoyo. Pero este apoyo no significa nada si no tiene a las fuerzas armadas de su lado. ¿Está negociando con el ejército venezolano en este momento?”

Juan Guaidó:Nosotros estamos hablando con todos los funcionarios, civiles y militares que estén dispuestos a lograr tres objetivos que nos den un paso a una mejor Venezuela: cese de usurpación, gobierno de transición y elecciones libres. Todo funcionario, que esté además dispuesto a participar en ese proceso, además va a ser sujeto de amnistía y garantías. Y es parte de los miedos que tienen hoy las fuerzas armadas. Claro que estamos hablando con funcionarios de todo nivel, insisto, civiles y no civiles."

Anelise Borges:“¿Qué le ha estado diciendo el ejército?”

Juan Guaidó:“Lo has visto. 27 sargentos manifestaron descontento en Cotiza hace tres semanas. Hoy están siendo torturados en la Dirección de Contrainteligencia Militar. Un general de división de la fuerza aérea manifestó respaldo a nuestra presidencia encargada. Todos los días recibimos mensajes y llamadas, pero hay un sector que está siendo particularmente perseguido, torturado, que es las fuerzas armadas. Hoy en Venezuela hay 350 presos políticos, 160 militares presos, siendo torturados, perseguidos, sus familias. Venezuela hoy todavía vive una dictadura. Por eso te decía: no hay dos presidentes, hay un dictador cruel, muy cruel en Venezuela y nosotros estamos ejerciendo funciones para tener una elección realmente libre que es el mandato constitucional que tengo. Eso es lo importante que también sepa el mundo en este momento. Así que hablar a las fuerzas armadas, es central para producir una transición pacífica, que es lo que quieren los venezolanos."

Anelise Borges:“¿Cuál es su plan a corto plazo? ¿Cuál es su próximo movimiento?”

Juan Guaidó:“Que ingrese la ayuda humanitaria el próximo 23 de febrero. Nos va a ayudar a contener la emergencia. Estamos también, y no lo hemos hablado entre líneas, probando a las fuerzas armadas a ver del lado de quién está. Si del ciudadano, de la Constitución, o de alguien que hoy usurpa funciones y que incluso a la tropa profesional de las fuerzas armadas, a los cuadros de dirección media, o a los mandos medios, los mantiene pasando hambre. No pueden vivir de su sueldo. Hoy el sueldo mínimo del venezolano es 6 dólares al mes. Así no puede vivir nadie, con 6 dólares al mes, si no apenas sobrevivir. Así que esa situación no creo que le guste mucho ni a un militar, ni a un civil, ni a un enfermero, ni a alguien que pertenece al sindicato de transporte. Así que la situación en Venezuela es muy tensa porque un pequeñito grupo, que se mantiene secuestrando parte de las armas de la República, la burocracia estatal, y todos los días nos hace más caro a los venezolanos el proceso de reconstrucción, de reconstrucción de la industria petrolera, el proceso de montaje o remontaje del Estado de derecho de la libertad de expresión de una elección realmente libre en el corto plazo. Pero como decía, durante la concentración, el terreno de lucha lo elige el opresor, y nosotros hemos puesto mucho sacrificio durante años de lucha, en esta construcción de mayoría, de mayoría electoral, de mayoría ejercida en las calles, y vamos a hacer todo lo posible para lograr salir de esta dictadura."

Anelise Borges:“Acaba de mencionar el salario mínimo en Venezuela. En sus discursos usted habla mucho de esta crisis y dice que la entiende, que usted mismo la ha estado viviendo. Mucha gente dice que las autoridades aquí en Venezuela no viven la misma realidad. Así que le pregunté a Nicolás Maduro qué creía que se podía comprar con dos mil bolívares. No pudo o no quiso darme una respuesta. ¿Usted sabe lo que dos mil bolívares pueden comprar hoy?”

Juan Guaidó:“Bueno, no puedes comprar por ejemplo un café con leche. En Venezuela no puedes comprar un kilo de queso, si lo encuentras, porque hay cosas que no puedes comprar porque no las encuentras ni siquiera. No puedes comprar una caja de antibióticos, no puedes comprar un dólar, por ejemplo. En Venezuela con dos mil bolívares no compras un dólar. Entonces que puedes comprar tú con un dólar en Francia o en España… Aquí podemos comprar incluso menos, porque el poder adquisitivo… nuestra economía se dolarizó por la vida de los hechos, con dos millones por ciento de inflación, la gente trató de proteger su salario. Y los comerciantes o los empresarios empezaron a emparejar los costos con el dólar. Entonces, lo que yo compro con dos mil bolívares en Venezuela… no puedo comprar un café con leche. Un café con leche pequeño que es parte de idiosincrasia y de la cultura venezolana muy temprano en la mañana tomar un café con leche o compartir con alguien. Ni eso puedes hacerlo hoy en Venezuela.”

Anelise Borges:“La situación es muy difícil. Algunos dicen que nunca ha estado peor. Algunos de sus aliados han dicho que van a apoyarlo hasta el final, y todas las opciones están sobre la mesa, incluso una intervención militar. Podría haber un baño de sangre, una masacre... ¿Todavía apoyaría eso?”

Juan Guaidó:“En Venezuela hoy hay un baño de sangre. En Venezuela, hoy Caracas, donde estamos hablando tú y yo, es la capital más violenta del mundo. La segunda ciudad más violenta es Valencia, que queda a dos horas de aquí de Caracas. Y la quinta es Puerto Ordaz, que queda a seis horas de aquí. Cuando hablamos de un baño de sangre sobre todo la parte, muy pequeña ya de la izquierda internacional, quisiera separar esto entre izquierda y derecha y que esto es un problema de un país que quiere hacerse de los recursos de Venezuela, porque es el país con las reservas petroleras más grandes del mundo. Hoy en Venezuela hay un baño de sangre porque es el país más violento del mundo. El FAES, que es una unidad especial de la policía y de las fuerzas armadas, asesina a sangre fría, busca en su casa a los manifestantes y los mata. 70 en apenas una semana. Hay 150 asesinados en las protestas del 2017. Entonces es controversial que se hable de eso. Entiendo que lo dicen porque esto podría llegar a una supuesta guerra civil. En Venezuela no hay posibilidad de una guerra civil. Y debo decirlo, porque nadie está dispuesto a inmolarse con Maduro. Nadie está dispuesto a inmolarse con una persona que no tiene futuro político, que no es reconocido por el mundo, que no tiene ni el respeto ni la lealtad de sus subalternos, que rompió la cadena de mando al no haber sido electo para ejercer un cargo que no le corresponde. Entonces esa opción, con lo cual asusta a Maduro, y por eso todos los días hace ejercicios militares, y trota y se muestra con la tropa, mientras que nosotros estamos movilizándonos con la gente, con un voluntariado muy pacífico, vestidos de blanco buscando la ayuda humanitaria, buscando naciones para atender la emergencia así que no, no hay una posibilidad de una guerra civil en Venezuela ni un derramamiento de sangre porque uno, pasa todos los días, y nadie está dispuesto a inmolarse por alguien que no tiene ningún tipo de aglutinamiento ideológico ni siquiera, y está buscando como salvarse él y no proteger a sus ciudadanos primero, el derecho a la vida, el derecho a la sana alimentación, el derecho a las libertades sindicales. Cuando dicen que hay una potencia que quiere hacerse con los recursos de Venezuela porque este es el país con las reservas más grandes, es absoluto desconocimiento. Es nuestro principal cliente histórico en todo este proceso. Nuestro principal cliente, en la factura petrolera, que se lo vende Maduro y Chávez es Estados Unidos. El segundo es la India. Es mucho desconocimiento decir que esto es por eso. Nosotros se lo vendemos ya. Incluso Maduro se lo sigue vendiendo, porque es el que le paga la caja, así que no, no hay posibilidades de eso en Venezuela cuando ya está pasando. Cuando lo que estamos queriendo hacer nosotros es prevenir esa situación.”

Anelise Borges:"Su principal cliente y también uno de sus principales aliados, el presidente de los Estados Unidos Donald Trump, le ha llamado. ¿Qué le ha dicho?"

Juan Guaidó:Me llamó el presidente Trump como lo hizo el presidente Duque, incluso hace unos minutos Sebastián Piñera, y el presidente de Francia también. Hemos hablado con todos. Parte de lo que hablamos con Trump es el respaldo a la democracia, a nuestra constitución, el movimiento que dignamente y soberanamente dirigen los venezolanos. Y afortunadamente también a menos de tres semanas que tengo ejerciendo el cargo hemos tenido el respaldo y la confianza de casi 60 países del mundo, lo que le da a un país como Venezuela, con grandes recursos, con grandes oportunidades la capacidad de recuperación económica pronta.”

Anelise Borges:“¿Cómo de importante es el apoyo internacional para usted?”

Juan Guaidó:“Es fundamental. Como también lo es la movilización de nuestra gente. Vivimos en una aldea global, en un mundo absolutamente globalizado. Nuestro principal cliente en materia petrolera es Estados Unidos, el segundo es la India, luego Rusia y China porque le vendimos petróleo “a futuro” en un negocio que hizo hace unos años Chávez. Entonces esta relación internacional es fundamental para el desarrollo de mi país, y de cualquier país en el mundo. Y el soporte y la confianza que hemos logrado. Hace unos días logramos 110 millones de dólares en apoyo de una coalición de casi 30países en respaldo de emergencia humanitaria en Venezuela. Eso creo que es muy importante, cosa que este régimen no va a poder hacer porque no tiene un elemento fundamental en cualquier sociedad que es la confianza."

Anelise Borges:“Nicolás Maduro aún tiene algunos amigos importantes en el mundo. Hablo de China, Rusia. ¿Se ha puesto en contacto con ellos? ¿Qué dijeron?”

Juan Guaidó:“Sí, queremos hablar con todos. Rusia y China tiene importantes inversiones en Venezuela, a nivel petrolero y a nivel de algunas obras que ejecutaron el gobierno chino a través de su banco de desarrollo. El 90% de estas obras están paralizadas: trenes, centrales, azucareras, entre otras cosas. Son casi 60.000 millones de dólares invertidos paralizados. Hoy Venezuela pasó de producir 3,5 millones de barriles de petróleo a producir 1 millón de barriles de petróleo. Pragmáticamente, lógicamente, económicamente, financieramente… ¿le conviene a Rusia que un país que es su socio comercial pase de producir de 3 millones a 1 millón? Creo que la respuesta es obvia. ¿Le conviene a un país como China que el 90% de lo que invirtió en obra estén paralizadas? Creo que la respuesta es obvia. Como es obvio para los venezolanos que con Maduro no se come, no va a haber democracia, no va a haber confianza, no va a haber préstamos para la reactivación de la economía. Entonces todo lo que hemos visto alternativo es simple propaganda impulsada por un régimen que se quedó sin amigos, que se quedó sin respuestas, que simplemente niega una crisis ante una situación irreversible en Venezuela.”

Anelise Borges:“¿Pero estos líderes cogieron el teléfono? ¿Usted consiguió que alguien le hablara de cambiar su opinión acerca de Maduro?”

Juan Guaidó:“Estamos haciendo lo posible para que lleguen los mensajes.”

Anelise Borges:“Nicolás Maduro está bajo mucha presión, una presión internacional sin precedentes. Pero también parece muy complicada su posición. La Corte Suprema en Venezuela ha impuesto una prohibición para viajar, restricciones financieras, han bloqueado sus cuentas corrientes. Usted habla de que miembros de su familia han sido intimidados. ¿Está preocupado de lo que le podría suceder a usted o a su familia?”

Juan Guaidó:“En Venezuela ejercer política o ejercer oposición te puede costar hasta la vida. Así le pasó a Fernando Albán, que fue asesinado en manos del Sebin. Era, en paz descanse un concejal de Caracas. Te puede costar la libertad, como Leopoldo López, tiene cinco años preso o como Juan Requesens, diputado, que está secuestrado. O el exilio como a Carlos Vecchio, David Smolansky, Julio Borges, José Manuel Olivares, Gaby Arellano entre otros. Te puede costar el asilo como Freddy Guevara. Claro que hay un riesgo de vida a hacer política en Venezuela. La persecución judicial que hacen en mi contra también se la hacen a los sindicatos. Rubén González, principal sindicalista de industrias básicas en Venezuela está preso. Imagínate que curioso que un supuesto gobierno o régimen de izquierdas que encarcela a líderes sindicales. Es una contradicción bien profunda de este régimen. Mi preocupación no va con que me pueda costar mi vida o la libertad. Nosotros hemos entregado nuestra vida al servicio público y sabemos los riesgos a los riesgos a los cuales nos enfrentamos. Nuestro único miedo en este momento es que se normalice una situación como la que vive Venezuela, que vas a un hospital y los niños mueren de desnutrición o de deshidratación, que vas al hospital y no puedes comprar un antibiótico. Algo tan sencillo como un antibiótico. Si es algo más grave por ejemplo como le pasó a un activista nuestro, que le entró una bala en un muslo, se le gangrenó porque no había alcohol en el hospital y perdió la pierna. Esa es nuestra preocupación, que nuestros niños crezcan con el sueño de irse de su país y emigrar porque no encuentran oportunidades en el país que les vio nacer. No tiene nada que ver con la cárcel y por eso no nos hemos detenido antes esas amenazas.”

Anelise Borges:“Me gustaría hablar sobre petróleo. Es la única fuente económica para Venezuela. Ha nombrado a un nuevo director para PDVSA y CITGO ¿Cómo va a funcionar? Porque estas compañías ya tienen presidentes. Este anuncio tiene implicaciones legales y financieras.”

Juan Guaidó:“Sobretodo legales. Inicialmente nombramos una junta ad hoc de PDVSA que es la dueña de SITGO Holding Corporation. Nombramos esas juntas directivas para poder tomar control del activo, en este caso. En este caso al reconocernos como presidente encargado, hacemos funciones como presidente encargado. Y al tener jurisdicción venezolana y americana estamos en proceso de tomar control de la Junta. SITGO, es una refinería en Estados Unidos que refina petróleo extra pesados, que es el que tiene Venezuela. Es por esto que ese fue un negocio estratégico para nuestro país durante años. Y por eso entre otras cosas Estados Unidos es el principal cliente de nuestro petróleo. El petróleo extra pesado debe ser vendido a refinerías que puedan procesarlo para tener un producto terminado. Eso pasa principalmente en Estados Unidos, China, India. En los próximos días tomaremos control de CITGO y legalmente va a seguir operando de manera normal. Por la bajada de producción de petróleo en Venezuela, donde hemos pasado de 3,5 millones a 1 millón, lamentablemente solo estamos enviando apenas 100.000 barriles de los 700.000, 800.000 que puede procesar la refinería que tenemos en CITGO. Para la tranquilidad de los acreedores y del mundo financiero, va a ser una transición muy tranquila y además va a dar pie a que se haga lo propio cuando podamos tomar control de PDVSA que está muy destruida en Venezuela. PDVSA llegó a ser la tercera industria petrolera más importante del mundo. Hoy está absolutamente endeudada, quebrada y desmantelada producto de un muy mal manejo.”

Anelise Borges:“Usted reclama elecciones, y usted ha estado hablando mucho de la importancia de tener elecciones libres en este país. ¿Va a concurrir en las elecciones? ¿Está en su mente pasa de presidente encargado a Presidente de Venezuela?”

Juan Guaidó:“Mi rol en este momento es de articular todos los sectores, de liderar un proceso inédito muy complejo. Nos estamos enfrentando a una dictadura, a la persecución, al asesinato político, a una crisis dramática social. Así que ese proceso de quién va a ser nuestro candidato, porque vamos a tener un solo candidato en todos los factores, debemos dejarlo para cuando cese la usurpación y logremos aglutinar a todos los sectores. Hablar en este momento de una candidatura más bien separaría, y eso no es lo que quiere en este momento ningún venezolano.”

Anelise Borges:“¿Qué es lo próximo para Venezuela?”

Juan Guaidó:“Felicidad, esperanza, la recuperación de nuestra industria, generar empleo y ser el país que siempre fuimos de brazos abiertos. Somos todavía el segundo país con la colonia a nivel mundial más importante de italianos, que hoy son ítalo-venezolanos, de españoles, de colombianos en su momento. Es un país que abre las puertas a todos porque había muchas oportunidades, porque tenemos un clima privilegiado, porque tenemos las reservas petroleras más grandes del mundo, tenemos reservas minerales y potencial de industrias básicas. ¿Entonces cuál es el futuro de Venezuela? Un futuro pleno de oportunidades una vez recuperemos nuestro estado de derecho, nuestras oportunidades, la seguridad jurídica que atraiga la inversión del mundo y un país de libertades.”

Anelise Borges:“Señor presidente muchas gracias por hablar con nosotros.”

Juan Guaidó:“Gracias.”