Última hora
This content is not available in your region

El Reino Unido se recupera del azote de Dennis

euronews_icons_loading
El Reino Unido se recupera del azote de Dennis
Derechos de autor  MTI/AP/PA/Danny Lawson   -   Danny Lawson
Tamaño de texto Aa Aa

Primero fue Ciara, y luego Dennis. El Reino Unido intenta retomar la normalidad.

El fin de semana ha sido caótico, con vientos huracanados y lluvias torrenciales, que provocaron importantes inundaciones. Este lunes, una mujer perdía la vida al ser arrastrada por el agua, en el oeste de Inglaterra. Muchos vecinos siguen atrapados en sus casas.

"Vamos a quedarnos quietos, sí. No me han reemplazado la cadera en mucho tiempo, así que no creo que pueda salir de todos modos", dice una vecina afectada.

Unos 300 vuelos fueron cancelados el fin de semana, varios en el aeropuerto londinense de Heathrow. Unos 40.000 viajeros se vieron afectados por los retrasos y las cancelaciones. Dennis causó también perturbaciones en el transporte ferroviario, dejó carreteras y autopistas cortadas y competiciones deportivas anuladas.

Las zonas más afectadas han sido el norte de Inglaterra y el sur de Gales.

Récord de alertas por inundaciones

La Agencia de Medio Ambiente ha dicho que se ha batido un récord en Inglaterra, con el mayor número de alertas por inundaciones de la historia.

"Los niveles no van a cambiar enormemente en las próximas 24/48 horas y eso presenta otro problema en sí mismo, donde hay casas y negocios inundados y carreteras inundadas. La situación no va a mejorar muy rápidamente", ha declarado Dave Throup, gerente de la Agencia de Medio Ambiente del Reino Unido para Herefordshire y Worcesthershire.

Londres ha invertido unos 5.900 millones de euros para afrontar condiciones meteorológicas extremas desde 2015 y se ha comprometido a invertir otros 4.720 millones de euros para los próximos cinco años. También ha anunciado que va a dotarse del "superordenador más potente del mundo" para las previsiones, lo que supondrá una inversión de cerca de 1.500 millones de euros.