Última hora
This content is not available in your region

La venta del atún cae debido a la pandemia

euronews_icons_loading
Pescadores de la almadraba de Barbate
Pescadores de la almadraba de Barbate   -   Derechos de autor  AP Photo
Tamaño de texto Aa Aa

En España, la temporada del atún rojo de la almadraba de Barbate, en Cádiz, está a medio gas. Aún respetando todas las precauciones sanitarias, este año, las exportaciones a Japón, gran consumidor de atún, han caído a la mitad por la crisis sanitaria y el estado de alarma ha tumbado las ventas casi un 50% por el cierre de bares y restaurantes durante la pandemia.

"Nos trajeros las mascarillas. Nos dijeron cuáles eran las pautas a seguir a la hora de trabajar en la almadraba, el tratar de mantener dos metros de seguridad", cuenta Rafael Márquez, segundo capitán de la Almadraba de Zahara de los Atunes.

"Nos hemos visto muy afectados por el decreto del estado de alarma que ha provocado un paro absoluto en la comercialización a los bares y restaurantes que son los principales clientes nuestros", explica Andrés Jordán, gerente de la firma Productos de Almadraba S.L..

La UE ha asignado a España una cuota de alrededor de 6.100 toneladas de atún para este año. A la región de Cádiz se le han asignado 1.500 toneladas. A pesar de la buena temporada, debido a la pandemia del COVID-19 las ventas no son tan boyantes.

La ultracongelación que realizan permite que el producto pueda esperar, sin perder calidad, la reactivación del mercado nacional, y de las rutas comerciales de en Europa y Asia.

"La temporada del atún este año ha bajado mucho, el 50% por lo menos. Al no venir gente de fuera. Aunque la gente de Barbate consume mucho atún, pero la gente de afuera es la que se lleva los trozos más grandes", asegura Cristian Guerra, pescadero.