Última hora
This content is not available in your region

El coronavirus, invitado no deseado de San Valentín: ¿Cómo ha cambiado el amor en la pandemia?

Access to the comments Comentarios
Por Emma Beswick
Los solteros deben reinventar sus citas debido a la COVID.
Los solteros deben reinventar sus citas debido a la COVID.   -   Derechos de autor  Photo by Owen Michael Grech on Unsplash
Tamaño de texto Aa Aa

Tener una cita, como tantas otras cosas que solíamos dar por hecho, ha cambiado considerablemente durante la pandemia.

Se acabaron los días de darse la mano en el cine o de compartir la misma cuchara mientras disfrutas de un buen helado en un restaurante — vale, igual esa es una visión demasiado romantizada de lo que en realidad es una cita — y, en su lugar, ahora nos hemos acostumbrado a los paseos con distancia social y a enviarnos mensajes online.

La pandemia ha reescrito las normas de cómo tener una cita y, mientras hay quienes han encontrado el amor e incluso se han casado en plena expansión del virus, también hay quienes tienen que lidiar con su situación sentimental, hasta el punto de identificarse como "Incels del confinamiento" (del inglés, involuntary celibates, es decir, "célibes involuntarios").

Desde tours de citas en Hungría hasta pasar la cuarentena en pareja poco después de conocerse — a continuación, las experiencias amorosas del público de Euronews durante el confinamiento.

Pasamos la cuarentena juntos tres semanas después de conocermos — Natalia, Francia

Aclaración: Natalia es periodista en Euronews. Su historia nos alucinó, no solo a mí, sino a todo el equipo, así que le pedí que me dejase compartirla con vosotros. Aquí va:

Natalia conoció a su pareja en Tinder un par de semanas antes de que se anunciase el primer confinamiento general en Europa, Francia incluida. Él se quedó de repente sin piso, porque el amigo con el que iba a compartir alojamiento se quedó atrapado en Marruecos por las restriciones sanitarias. Una de las dos compañeras de Natalia se tuvo que ir a vivir con sus padres y dejó a Natalia y a su hermana con suficiente espacio para una persona más en el piso, así que le ofreció la habitación al chico de Tinder.

"Me dio la sensación de que era un tío muy majo y no tenía nada que perder," explica. "Sé que fue una decisión muy alocada. Cuando le propuse venir a mi piso estaba pensando: 'Por Dios, ¿qué estoy haciendo?'".

Natalia vio la oportunidad como una manera de comprobar el grado de compatibilidad entre ambos, pero también tenía en mente que no sabía cuánto iba a durar el confinamiento.

¿Funcionó? "Vivir juntos fue súper fácil y, a decir verdad, no sé cómo habría pasado el confinamiento si no hubiese estado con él, porque era muy difícil estar aislada y lejos de mi familia de Bolivia. Tenerlo a él ha hecho las cosas mucho más fáciles para mí".

Ahora, los dos están buscando un lugar para vivir juntos sin compañeros, después de casi un año en el anterior piso.

Image by Monika Schröder from Pixabay
Las parejas buscan alternativas en momentos de COVID.Image by Monika Schröder from Pixabay

La gente tira de apps de citas en busca de 'cuarentena & chill'

Con los bares y los clubs cerrados y con los solteros confinados en sus casas, las aplicaciones de citas han jugado un papel central a la hora de conectar a la gente.

Tinder fue la app más descargada por los europeos en 2020, según ha hecho saber la plataforma de monitorización digital Sensor Tower a Euronews.

En la aplicación, las expresiones relacionadas con la pandemia están a la orden del día: "cuarentena & chill" despegó en marzo, así como otras frases con cada vez más popularidad como "lávate las manos para que pueda darte las mías".

Rompí con mi pareja estable y me di a las apps... No fue nada mal — Fred, Francia

Un chico residente en Francia con unos 30 años, bajo el pseudónimo de Fred, le contó a Euronews cómo a raíz de la separación con su pareja se vio obligado a encontrar nuevas maneras de ligar durante la pandemia.

"Evidentemente el mayor desafío cuando quedas con alguien es cómo encontrarse si hay confinamiento o toque de queda", comenta Fred. "Viene al caso porque la primera vez que quedé con alguien que había conocido por apps de citas fue un poco así. Los lugares típicos como los restaurantes, bares o cines ya no son una opción".

Pero ya lo explica el dicho: "hacer de la necesidad virtud", y a problemas COVID, soluciones COVID: han llegado las citas a base de paseos.

"La propia idea me daba un poco de respeto al principio, pero la experiencia me sirvió para conocer a mis otras citas. Las limitaciones físicas a la hora de salir a dar paseos es un plus, porque evita tener que inventarse excusas incómodas si te quieres ir", explica.

Ligar online en un contexto como el actual se parece a muchas otras actividades que se han visto afectadas por el COVID; existen desafíos, frustraciones, beneficios y sorpresas inesperadas
'Fred', Francia

El Don Juan de los confinamientos asegura que lo más extraño de todo es no poder verle la cara a tu cita, pero añade que en realidad tampoco importa tanto porque puedes valorar si estás físicamente atraído por la otra persona en una aplicación antes de conocerla.

"Cuando conocí por primera vez a la chica con la que quedo actualmente, sabía que me sentía atraído por ella, pero la pregunta era si éramos o no compatibles. Después de tres citas de paseos, la respuesta estaba muy clara: teníamos temas sobre los que hablar, intereses parecidos y nos reíamos mucho juntos", asegura Fred.

"Si nos manteníamos entretenidos durante paseos de cuatro horas, pasar una tarde, una noche o incluso un fin de semana juntos no iba a suponer un problema", explica.

"Cuando nos vimos por primera vez en un espacio cerrado estábamos muy cómodos el uno con el otro. Fue como tener una primera cita después de tres citas de práctica con la misma persona", afirma Fred.

¿Cómo le fue a Fred la búsqueda del amor en plena pandemia? "Tener citas durante el COVID ha sido difícil, pero he acabado llevándolo bien. Estoy seguro de que todo el mundo puede hacerlo".

Y Fred no fue el único. Happn — otra de las aplicaciones de citas más descargadas en Europa en este último año — entrevistó a sus usuarios en Francia y el 51% aseguró que 2020 había sido una buena oportunidad para conocer a más gente online.

Europa en su conjunto ha incrementado el uso de las aplicaciones de mensajería para comunicarse en un 18% durante 2020 en comparación con el año anterior.

Happn ha explicado a Euronews que sus usuarios se han centrado en menos personas durante la pandemia, porque las primeras citas son complicadas en un momento de distanciamiento social y espacios públicos cerrados a la ciudadanía.

Nuevas maneras de ligar

Además de quedar para dar paseos, Tinder dice que ha observado una tendencia creciente de jóvenes que quedan para hacer videollamada y ver juntos películas o series. En el Reino Unido, uno de cada cinco británicos de entre 18 y 25 años han quedado virtualmente para ver series juntos a modo de primera cita.

Happn explica que su función de videollamada es especialmente popular entre aquellos que quedan virtualmente para cocinar, tomarse una copa o simplemente hablar.

Encontrar la buena onda — Sabiha and Hüseyin, Turquía

Nos conocimos a mediados de febrero el año pasado y nos casamos hace tres meses", comenta Hüseyin sobre su actual mujer Sabiha.

Sabiha
Hüseyin (I) and Sabiha (D) el día de su boda.Sabiha

Se pusieron en contacto por primera vez en Twitter cuando Hüseyin vio una actuación de Sabiha, donde ella leía un poema con música, y él le dijo que la música no era la adecuada".

"Le respondí pero luego pensé que mi comentario era de listillo, así que le pedí perdón por mensaje directo y le sugerí otra música. No se ofendió y le gustó mi elección. Empezamos a mandarnos mensajes y al final nos conocimos en persona cuando se levantaron las restricciones del confinamiento", comenta.

Sobre su primera cita en persona, Hüseyin dice: "Cuando conoces a alguien online te da la sensación de que te has enamorado de alguien imaginario y quieres conocer a la otra persona desesperadamente para comprobar que la mujer imaginaria que tienes en mente es la misma que la mujer en carne y hueso".

"Nos conocimos en una cafetería y ella estaba sentada en la mesa esperándome. Ni siquiera la saludé, simplemente me senté y la miré a los ojos. No podíamos hablar, perdimos la noción del tiempo y del espacio".

Cuando conoces a alguien online te da la sensación de que te has enamorado de alguien imaginario y quieres conocer a la otra persona desesperadamente
Hüseyin, Turkey

Pero después de su cita se impuso el confinamiento. Sabiha explica que fue muy duro para ellos porque no pudieron volver a quedar y tuvieron que volver a enviarse mensajes online otra vez. Los dos tienen hijos jóvenes de otra relación anterior. Al final, en verano, las restricciones se relajaron y por fin pudieron volver a quedar.

"La pedida de mano no fue muy romántica" Hüseyin said, "es el segundo matrimonio de los dos".

Cuando Hüseyin vio que su hijo se llevaba bien con Sabiha, lo decidió. "Estábamos sentados en la piscina un día y le dije: 'deberíamos casarnos'. Simplemente me salió de la boca con total naturalidad y ella sonrió y dijo que sí".

Su boda fue una celebración discreta, la cantidad de invitados estaba limitada y todo el mundo llevaba mascarilla. No se pudo bailar por las restricciones COVID, según relata la pareja.

Pese a ello y a no poder irse de luna de miel, la pandemia no ha apagado su amor. "Me enamoré del hombre que me devolvió la sonrisa", dice Sabiha.

¿Te has enamorado o desenamorado durante la pandemia y quieres compartirlo con nosotros? Utiliza el hashtag #loveduringlockdown en las redes y etiquétanos.