Última hora
Advertising
This content is not available in your region

Mujeres liderando la investigación científica de la pandemia

euronews_icons_loading
Maria Rosaria Capobianchi, a doctor working at the Spallanzani infectious disease hospital, being vaccinated
Maria Rosaria Capobianchi, a doctor working at the Spallanzani infectious disease hospital, being vaccinated   -   Derechos de autor  ANDREA SABBADINI/AFP
Tamaño de texto Aa Aa

Las mujeres han estado en primera línea durante toda la pandemia y están sobrerrepresentadas en sectores como el sanitario. Pero también han tenido un papel importante en la investigación científica. Este es el caso de la Dra.Katalin Karikó, la madre de la técnica del ARN mensajero. Este ha sido uno de los avances clave para las vacunas contra el coronavirus. La húngara Karikó defendió sus investigaciones durante años, incluso contra las principales tendencias.

"En la Universidad de Pensilvania, desde que llegué allí en el año 89, quería desarrollar ARN mensajero para terapia y trabajé en ello. Por supuesto, esta era la década de la terapia génica, así que todos querían usar el ADN y yo era la intrusa. Yo pensaba que eso no debería ser así que el ARN mensajero es algo bueno", explicó la dra. Karikó durante un seminario en el Parlamento Europeo. Pero sus contribuciones han acabado siendo vitales para la vacuna de Pfizer/BioNtech. Karikó es actualmente la vicepresidenta de BioNtech.

Este no es el único avance de la pandemia que tiene detrás un nombre de mujer. La doctora italiana Maria Rosaria Capobianchi lidera un equipo de más de 50 personas que fue el primero en aislar el virus. "El episodio de aislar del virus del primer paciente que observamos en Italia fue un momento concreto, fue un episodio entre muchos otros. Ni siquiera fue el más difícil", asegura la dra. Capobianchi. La italiana dirige el laboratorio virológico Lazzaro Spallanazi.

La principal dificultad: la maternidad

Ambas coinciden en que el principal obstáculo en sus carreras científicas fue la maternidad. “El único momento que sufrí por ser mujer fue cuando decidí ser madre por primera vez... Fue un momento muy difícil para mí conciliar mi actividad docente e investigadora con los deberes vinculados al rol de madre pero conseguí superarlo", se lamenta la dra. Capobianchi.

Muchas mujeres comparten su experiencia: ven como la maternidad frena sus carreras y reduce sus salarios, haciendo más profunda la brecha salarial. Algo que la eurodiputada liberal Susana Solís cree que debe cambiar. “Muchas mujeres avanzan en su vida profesional, pero cuando llegan a la maternidad, que normalmente coincide con la mejor parte de tu carrera profesional, o bien abandonan o bien la ven truncada, ¿no? Se topan con ese techo de cristal. Y eso es algo que debemos abordar aquí y de lo que hemos hablado mucho aquí en el Parlamento porque creo que tenemos que avanzar hacia permisos de paternidad y maternidad iguales, tenemos que avanzar en conciliación familiar, tenemos que avanzar en trabajos más flexibles, en teletrabajo".

Las mujeres son el 40% de los científicos e ingenieros de la UE, pero con las políticas adecuadas, Solís cree que podrían tener las mismas oportunidades que los hombres.