This content is not available in your region

¿Por qué Ómicron se contagia con tanta facilidad?

Access to the comments Comentarios
Por Laura Llach
La nueva variante Ómicron dispara los contagios en Europa
La nueva variante Ómicron dispara los contagios en Europa   -   Derechos de autor  Lee Jin-man/Copyright 2021 The Associated Press. All rights reserved

Todavía se conoce poco acerca de la nueva variante Ómicron que amenaza con devolver las medidas drásticas que implantaron muchos países al origen de la pandemia, pero los científicos siguen trabajando a contrarreloj para conocer su comportamiento.

Uno de los últimos descubrimientos podría explicar por qué esta variante se contagia con tanta facilidad. Ómicron podría tener material genético similar al que tiene el virus del resfriado común, según han podido averiguar los investigadores de Nference, una compañía biomédica estadounidense.

Los científicos aseguran que por lo menos una de sus mutaciones habría cogido prestada esta característica lo que explicaría la alta transmisibilidad de Ómicron.

Una mutación única

Esta mutación sería única hasta el momento, ya que no se ha llegado a detectar en otras variantes de la Covid. Para explicar su aparición, Nference asegura que se podría haber generado en una persona que se infectó con la Covid mientras tenía un resfriado común. De esta forma, el material genético del virus HCov-229E, el que produce los catarros, se habría mezclado con el de la Covid.

Ya se habían elaborado estudios que demostraban que tanto los pulmones, como el sistema gastrointestinal, podían albergar de manera simultánea el SARS-CoV-2 y el catarro común. Esto produce, según los científicos, una recombinación viral.

Un proceso por el cual dos virus distintos, en una misma célula huésped, combinan elementos para crear un virus híbrido. Ocurre cuando la enzima es capaz de saltar de uno a otro combinando sus elementos.

Al imitar este fragmento, Ómicron parecería más “humano”, tal y como lo describe Venky Soundararajan, uno de los autores del estudio. Esto se traduce en que la nueva variante estaría más “acostumbrada a un huésped humano”.

“La mutación que Ómicron ha desarrollado no se había visto anteriormente. El hecho de que esta región específica de la nueva variante comparta su código genético con los transcritos del genoma humano, sugiere que esta mutación cuenta con una ventaja de transmisión frente a otras”, nos explica Soundararajan. “Esto es el resultado de las pruebas premilimares, aunque todavía tenemos que validarlo experimentalmente”, añade.

Según señala el estudio, esto podría ser una de las razones detrás del incremento acelerado de los casos de la variante. “Estamos investigando más a fondo este hallazgo y, si se validase, podría significar que puede haber una manera de rastrear de forma proactiva los niveles de transmisión de una variante basado en su constitución genómica”, comenta Soundararajan.

“Por el momento, no existe ningún método de este tipo y se considera imposible lograrlo ya que la evolución viral es demasiado compleja y la recombinación viral es impredecible”, puntualiza.

Por otro lado, el hecho de comparta material genético con el resfriado común también explicaría la sintomatología leve asociada a esta nueva variante.

Los expertos cuentan que un salto evolutivo así en la Covid no se había visto hasta la fecha y llegan incluso a preguntarse si Ómicron podría integrarse en la sociedad y convivir de forma menos agresiva.

La OMS registra 0 muertes por la variante Ómicron

Por su parte, la Organización Mundial de la Salud aseguró recientemente que para conocer el comportamiento de esta nueva variante se necesitarían aproximadamente tres semanas. Aunque, por el momento, la institución no ha registrado ni una sola muerte de Covid provocada por Ómicron, lo que reafirma la teoría de una variante con síntomas leves.

Otra pregunta para la que todavía no hay respuesta es si las vacunas siguen siendo eficaces frente a esta variante, los científicos miran con preocupación mientras los contagios se disparan tanto en Europa como en el resto del mundo.

El último país en detectarla dentro de sus fronteras ha sido Rusia, que ha confirmado este lunes dos contagios. Dinamarca ha triplicado sus contagios en tan solo 48 horas, una circunstancia que preocupa a las autoridades del país que ya ha confirmado 183 casos de Ómicron.

Hasta ahora el Centro Europeo para el Control y Prevención de Enfermedades, había contabilizado solo 182 casos de la nueva variante en toda la Unión Europea, Noruega e Islandia. Este dato supone que un solo país ha llegado a superar el registro conjunto.